• El gaitero Peter MacMillán en reciente visita a la ciudad de La Serena.
Crédito fotografía: 
Guillermo Alday Cortes
El instrumentista aprendió en forma autodidacta. Con su particular vestimenta y especial melodía participa de eventos en distintas ciudades.

Con orígenes escocés y británico, Peter MacMillan aprendió hace más de una década a tocar la gaita escocesa y en la actualidad se dedica a recorrer el país para difundir la particular música que brota de este instrumento de origen celta.

Con residencia en Villa Alemana, MacMillan visitó la ciudad de La Serena con el objetivo de promocionar la Fiesta de la Cerveza que se realizará este fin de semana. Por las calles de la capital regional y acompañado de dos promotoras, difundió la actividad que incluye la participación de distintas bandas como “Noche de Brujas” (sábado) y Ataque 77 (domingo) y la venta de una amplia variedad de cervezas. 

Vestido con el uniforme del tradicional regimiento Black Watch de Escocia, Peter MacMillan relata que “hace más de diez años, aprendí a tocar la gaita en mi casa por mi propia cuenta, quizás porque llevó al instrumento en mi ADN por mis orígenes”.

Admite que “soy de los pocos gaiteros que existen en el país, y por lo general asisto con mi música a eventos como  matrimonios, cumpleaños, o en actividades vinculadas al Ejército, Bomberos o colegios británicos de la Región de Valparaíso”.

Como actividad destacada en la que ha participado enumera  el cumpleaños de la reina Isabel que se celebra en todas las embajadas de Inglaterra en el mundo.

Además, su música es invitada obligada durante el Día de San Patricio (Saint Patrick´s Day), fiesta de origen irlandés que se celebra el 17 de marzo de todos los años. “Durante la celebración, que hoy se festeja en distintos países del mundo, las personas se visten de verde, se disfrazan de duende y toman mucha cerveza”, indica. 

“Hay pubs en el país que festejan el Día de San Patricio, e incentivan a los turistas “gringos” para que participen. Cada año los chilenos se han ido sumando más a esta festividad que involucra tomar mucha cerveza (...) Es una característica irlandesa que no sé de dónde viene, quizás de  O'higgins: al chileno le gusta mucho la cerveza”, añade. 

“Comprar una gaita es muy difícil porque en Chile no se vende nada britanico. Como el país tiene un origen español es más fácil encontrar una gaita gallega. Sin embargo, se pueden adquirir a través de páginas web, alguna que haya traído algún marino o un turista como souvenir. La que yo tengo se la encargué a un tío que viajó a Australia, que fue una colonia británica”, explica.

El gaitero requiere de una capacidad pulmonar muy potente, que implica que éste no fume.  “La gaita es un instrumento musical y como tal se puede interpretar cualquier tema hasta un reguetón”

Peter MacMillan indica que quienes requieran de sus servicios pueden contactarlo vía whatsapp al numero +56982411576.

UN INSTRUMENTO DE GUERRA

A diferencia de la gaita española o francesa, la gaita escocesa de origen celta es un instrumento de guerra. “En medio de las batallas se tocaba para levantar la moral a las tropas y avanzar en el combate. Así sucedió en las guerras napoleónicas, en la guerra Zulú, y en la Primera y la Segunda Guerra Mundial, en Crimea”, cuenta MacMillan.

Un particular conocimiento tuvo el instrumento con motivo del atentado a las Torres Gemelas en el 2001. “Tras el ataque mueren los integrantes de un Cuerpo de Bomberos y dos compañías de policías, quienes acudían al rescate de las personas que permanecían en las torres”, indica. Tras la tragedia, durante 24 horas se tocó la gaita en honor a los caídos. 

“Desde ese momento, las compañías de bomberos de Chile adoptan la gaita para ceremonias como el Día del Bombero, el bautizo de carros, funerales de los voluntarios”, concluye. 





 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X