Habría escapado a Argentina por el paso Los Libertadores, todo porque la Fiscalía abrió una investigación para indagar los eventuales abusos sexuales y violaciones denunciadas por la deportista

Erika Olivera hoy está en Brasil. Quizás hasta más tranquila tras reconocer que había sufrido abusos sexuales durante diez años por parte de su padrastro –en entrevista publicada por la revista Sábado de El Mercurio- el pastor evangélico Ricardo Olivera Barraza, según publicó diario La Tercera.

El mismo que hoy se encontraría fuera de Chile, ya que habría escapado a Argentina por el paso Los Libertadores, todo porque la Fiscalía abrió una investigación para indagar los eventuales abusos sexuales y violaciones denunciadas por la deportista.

Es más. El fiscal a cargo de estas indagatorias citó a declarar a la deportista, pero la diligencia se pospuso porque Olivera se encuentra en Brasil preparándose para Río.

Carácter de urgencia

La deportista, quien piensa terminar dignamente su competencia en sus quinto Juegos Olímpicos, sus últimas competencias defendiendo a Chile, apoyó la propuesta de dar carácter de urgencia a la tramitación del proyecto de ley que busca declarar imprescriptible los delitos de abusos sexuales presentado por el senador DC Patricio Walker en 2010.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X