• La caída en la capital, reflejó la diferencia de jerarquía entre azules y granates. Ahora el equipo de Correa se prepara para recibir a Palestino.
Crédito fotografía: 
ANFP
No hay tiempo para lamentos, dicen en la banca y hay que seguir trabajando y fortaleciendo a un equipo que está tocado y dolido por la campaña. Las alzas individuales se esperan ante los árabes.

El cuadro serenense se encargó de cerrar la fecha 14 el pasado domingo enfrentando a la Universidad de Chile y mañana, ante Palestino, será el encargado de abrir la jornada 15 del calendario. No habrán transcurrido más de 63 horas entre juego y juego y para el técnico Germán Correa, se trata como si fuera una final. En la medida que no sea comunicado que  debe dejar su interinato y ceder el puesto a quien anuncie la administración, no quiere quemar energía y desgastarse en algo que va más allá de sus atribuciones , concentrándose,  como lo anunció en la pasada conferencia de prensa tras el partido con los azules, en trabajar y luchar por eso tres puntos que le permitan al equipo tener mejores sensaciones.

Correa consideró exagerada la derrota con los azules y que  el partido cambió desde el discutible penal, ya que se habían jugado 70 minutos con mucho equilibrio, sin embargo, se queda con los buenos momentos mostrados en el Nacional, lo que debería reforzar este miércoles ante los árabes, “vamos a recibir a uno de los buenos equipos del torneo”, recalcó el jefe técnico del área joven de los granates.

“El fútbol es  de momentos y cuando tuvimos las oportunidades, no mostramos la contundencia de lastimar en ese momento cuando estaba todo más parejo, después fue más complejo, desde el penal que nos cobran, en el segundo gol una desatención defensiva que se había trabajado”, indicó la tarde noche del domingo antes de regresar a la capital regional, recalcando que el mayor golpe también lo recibieron cuando no pudieron anotar  el descuento desde los doce pasos, “el golpe de gracia ocurre con el penal, tuvimos la mala fortuna de errar, creo que fuimos demasiado castigados por lo que el equipo se creó”, indicó.

Tiene claro el entrenador que frente al próximo partido,  hay muchas cosas que deben mejorar para ser más competitivos, aunque recibió buenas sensaciones de su trabajo en la semana, “es cierto que hay muchas cosas por corregir, siendo que hay que levantar a un grupo que está tocado, que no la está pasando bien, y que sabe que futbolísticamente debe corregir situaciones, redoblar esfuerzos. Debemos recuperar y levantarnos, ya el miércoles tenemos un partido con uno de los buenos equipos del campeonato y queremos ganarlo”, enfatizó.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día