• La creación de este nuevo modelo permitirá basar las decisiones de la junta en datos concretos que permitan definir cómo se debe distribuir el agua del embalse y en qué cantidades.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
El proyecto busca enfrentar eficientemente la sequía y generar un reglamento operacional para estructurar el conocimiento y el aprendizaje adquirido en torno a la gestión del recurso hídrico en la región de Coquimbo.

En dependencias del Embalse Puclaro se llevó a cabo la tercera reunión del proyecto “Diseño de un sistema de gestión hídrica para la Junta de Vigilancia del Río Elqui y sus Afluentes para mejorar la eficiencia en el uso del recurso hídrico bajo escenarios de cambio climático”.

Se trata de un proyecto de más de $130 millones que busca optimizar el uso del agua disponible en la zona mediante financiamiento otorgado por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y ejecutado de manera conjunta entre el Laboratorio de Prospección, Monitoreo y Modelación de Recursos Agrícolas y Ambientales del Departamento de Agronomía de la Universidad de La Serena (Prommra) y la Junta de Vigilancia del Río Elqui.

PROYECTO SE EXTENDERÁ HASTA FINES DEL PRÓXIMO AÑO

La iniciativa, que se inició en diciembre de 2017 y que se extenderá hasta fines de 2019, busca enfrentar eficientemente la sequía y generar un reglamento operacional para estructurar el conocimiento y el aprendizaje adquirido en torno a la gestión del recurso hídrico en la región de Coquimbo, tal como explicó Dagoberto Bettancourt, gerente de la Junta de Vigilancia de Río Elqui, organización que reúne a más de 5.300 usuarios de la zona.

Visión que compartió el académico de la Universidad de La Serena y director del Laboratorio Prommra, Pablo Álvarez, quien expresó que “para la ULS es muy importante participar en este proyecto por lo emblemática que es la cuenca y los actores que involucra, pero sobre todo por el conocimiento y la experiencia que se puede obtener para compartir con los estudiantes en pos del desarrollo académico”.

DATOS CONCRETOS PERMITIRÁN MEJORES DECISIONES

La repartición de agua para regadío se estaba realizando a partir de la experiencia recogida de parte de los usuarios de agua, por lo que la creación de este nuevo modelo permitirá basar las decisiones de la junta en datos concretos que permitan definir cómo se debe distribuir el agua del embalse y en qué cantidades.

Al respecto, Mauricie Streit, ejecutivo de innovación de FIA, entidad encargada de gestionar los recursos, explicó que la visita técnica que realizaron al Embalse Puclaro permitirá que el actuar de la organización sea más productivo. “La idea es que los usuarios de agua tengan mayores certezas y puedan anticiparse a la disponibilidad de agua que haya, sobre todo en condiciones de sequía”, dijo.

Sobre el resultado del trabajo conjunto que han realizado las tres organizaciones involucradas, Streit señaló que “hemos tenido muy buena comunicación entre todos, lo que ha facilitado que los logros esperados se alcancen”.

En cuanto a las nuevas visitas técnicas y las respectivas reuniones que implican, se espera que estas se sigan realizando al menos cada dos meses, todo con el fin de seguir ejecutando este proyecto de gestión hídrica que a pesar de no ser el primero, ya se alza como uno de los más exitosos de la zona Norte.62-02

LA CIFRA

5.300 usuarios reúne la Junta de Vigilancia de Río Elqui, organización que ha estado trabajando en esta iniciativa.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X