• Este es el desvío que actualmente deben realizar los automovilistas para transitar por este sector y el tramo de 380 metros de largo por 50 de ancho que se mantiene sin trabajos desde julio de 2015.
    La fotografía muestra el desvío que actualmente deben realizar los automovilistas para transitar por este sector y el tramo de 380 metros de largo por 50 de ancho que se mantiene sin trabajos desde julio de 2015.
  • Con el correr de los meses se descubrió que El Olivar correspondía a una necrópolis, algo que no estaba descrito para la cultura diaguita y que es más que un cementerio, es un lugar que se ha usado por siglos y siglos, con una enorme densidad de cuerpos y objetos de su cultura.
    Con el correr de los meses se descubrió que El Olivar correspondía a una necrópolis, algo que no estaba descrito para la cultura diaguita y que es más que un cementerio, es un lugar que se ha usado por siglos y siglos, con una enorme densidad de cuerpos y objetos de su cultura.
  • Los arqueólogos realizaron un importante trabajo de rescate entre diciembre de 2015 y septiembre de 2016, donde encontraron más de 200 cuerpos.
    Los arqueólogos realizaron un importante trabajo de rescate entre diciembre de 2015 y septiembre de 2016, donde encontraron más de 200 cuerpos.
  • En las labores de rescate trabajaron 80 investigadores entre  arqueólogos, antropólogos físicos y conservadores.
    En las labores de rescate trabajaron 80 investigadores entre arqueólogos, antropólogos físicos y conservadores.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
La definición a este respecto se debe adoptar en Santiago en un trabajo conjunto que desarrollaría tanto el ministerio de Obras Públicas como el Consejo de Monumentos Nacionales, organismo que ha tardado en emitir una resolución para el rescate de las osamentas que además corren el riesgo de deterioro

En julio de 2015, mientras se realizaban las obras de construcción de la doble vía en la Ruta 5 que conectaría a La Serena con Vallenar, 4 kilómetros al norte de la capital regional se realizó uno de los hallazgos arqueológicos más importantes que se hallan visto en Chile e incluso Sudamérica. Se trataba de El Olivar, desde donde emergían importantes vestigios de las culturas precolombinas Molle, Ánima, Diaguita y Diaguita Inca.

Lo que operó de inmediato fue detener las obras viales. Era un rico patrimonio histórico que había que proteger. Un grupo de 80 profesionales, entre  arqueólogos, antropólogos físicos y conservadores iniciaron las labores de rescate que comenzaron a dar luces de un sitio de características únicas. Todo esto financiado por la empresa Sacyr, a través de la concesionaria Ruta del Algarrobo.

Tal fue la relevancia que comenzó a tener este recinto que en marzo de 2016 el propio ministro de Obras Públicas, Alberto Undurraga y la Secretaria Técnica del Consejo de Monumentos Nacionales (CMN), Ana Paz Cárdenas, se hicieron presentes en el lugar, para “ponerlo en valor”.

En esa oportunidad, se anunció que no se retomarían las obras en este tramo de 380 metros de largo por 50 de ancho mientras no se realizaran las labores de resguardo en su totalidad, es decir, hasta que no se retirara hasta el último cuerpo y vasija presente en el terreno, no se podría volver a construir la carretera. Se dio como plazo en mes de agosto.

No obstante, con el correr de los meses, los propios arqueólogos comenzaron a advertir que se trataba de una labor complicada, pues eran cada vez más las exhumaciones, lo que impedía el avance en los tiempos fijados.

“Partimos por 2 zonas funerarias (6 y 8) pero no nos hemos podido mover, porque esto es una necrópolis, o sea, algo que no estaba descrito para la cultura diaguita, uno levanta un cuerpo y encuentra otro siguiente. Una necrópolis es más que un cementerio, es un lugar que se ha usado por siglos y siglos, con una enorme densidad de muertos. Nosotros estimamos que íbamos a excavar 44 metros cuadrados, pero empezó a crecer y llevamos 320 metros aproximados excavados”, describía en agosto de 2016 la arqueóloga jefe del proyecto, Paola González.

Ante esto, fueron los mismos arqueólogos los que comenzaron a plantear que sería imposible el retiro total de las osamentas, no solo porque a esas alturas se calculaba que dicho cometido podría tardar hasta 5 años, sino porque existía la incerteza de dónde poner todo el material que fuera sacado. El museo arqueológico de La Serena, que había sido sindicado en primera instancia por el CMN como el recinto que recibiría estos hallazgos, no daría abasto.

Ahí se planteó una idea. En vez de sacar todo y pasar la carretera por encima, se podría levantar un viaducto, infraestructura que tendría 6 pilares y cuya ventaja era que, al ser elevado, debajo se podría desarrollar un museo de sitio o, como fue llamado posteriormente, un parque arqueológico.

La propuesta fue generando cada vez más adeptos en la región, pues el retiro de osamentas se realizaría sólo en aquellos lugares donde se colocarían los pilares. De hecho, el intendente, Claudio Ibáñez y el Consejo Regional comenzaron a abogar para que fuera considerada.

En octubre de 2016, el jefe regional, aprovechando una visita del ministro del MOP a la región, le hizo entrega de un oficio en que le solicitaba formalmente la realización de esta obra. En entrevista con El Día, Undurraga planteó que “a mí me parece del todo razonable, me parece que es posible también, pero nos vamos con la tarea para ver y analizar técnicamente cómo se hace”. Así, se comprometió a estudiar en profundidad la iniciativa.

“Quiero decir que lo mismo me ha planteado el Consejo de Monumentos Nacionales y quedaron de hacer un planteamiento similar a lo que estamos conversando, así que ya hay gestiones, el intendente ha conversado con ellos también y con cada uno de los actores para que la carretera la podamos realizar, pero compatible con el entorno”, agregó en esa oportunidad.

De esta forma, la decisión se trasladaba al nivel central, sería en CMN el que diera el vamos y el MOP el que haría la propuesta.

En noviembre, en tanto, y tras una reunión sostenida en Santiago con una delegación de autoridades regionales, Undurraga confirmaba el interés de optar por este viaducto, pero recalcaba que todavía estaba en etapa de estudios. “No podemos confirmarlo mientras no esté firmado y listo, pero sin embargo esa es nuestra intención”, enfatizó. Lo que si indicó es que la decisión deberá ser tomada durante el 2016. “Sin perjuicio de ello, el cuánto se demore en partir va a depender de los estudios que haya que hacer, de ingeniería”, dijo.

Pero quedaba pendiente otra etapa, la de decidir quién financiaría la obra. La seremi del MOP, Mirtha Meléndez, explicaba que para ello se debía conseguir el visto bueno del ministerio de Hacienda.

“Nosotros desde el punto de vista técnico la definición está tomada, ahora tiene que venir la parte económica, porque como es una concesión, no podemos decidir si no tenemos el visto bueno y la aprobación del ministerio de Hacienda. Por eso era muy importante que se conformara este equipo y que tanto la región como el ministerio de Educación y el MOP en Santiago estuviesen todos en la misma línea para que, con muy buenos argumentos, poder discutir esta propuesta y que sea aprobada por el ministerio de Hacienda”, explicaba.

 

AÚN EN INDEFINICIÓN

Cabe destacar que este es un tema que, por su relevancia, ha tenido en permanente atención a este medio, que ha estado efectuando constantemente consultas respecto del avance de una posible resolución la que, por cierto, está centralizada absolutamente en Santiago.

De hecho, en reiteradas oportunidades se ha solicitado, a través de su oficina de prensa, al Consejo de Monumentos Nacionales una respuesta respecto del avance de las obras y una entrevista con la Secretaria Ejecutiva, Ana Paz Cárdenas, para hacerle las consultas respectivas, pero a la fecha nunca se ha recibido contestación a este requerimiento.

Esto toda vez que desde el ministerio de Obras Públicas han señalado que están a la espera de que sea el CMN el que deje sin efecto el oficio que ordenaba el retiro total de las osamentas y que ello permita concretar algún tipo de proyecto.

A poco tiempo de que se cumplan dos años de que se realizó este descubrimiento, nuevamente recurrimos a estas fuentes para indagar sobre el estado de avance de un proyecto que permita dar continuidad a la carretera, la que, pese a que ya se encuentra en funcionamiento, continúa con este tramo de 380 metros de largo por 50 de ancho sin trabajos.

En este cometido, solicitamos a través de la oficina de Concesiones del MOP, el organismo pertinente en este caso, información al respecto. Las consultas realizadas fueron si ¿Existe alguna novedad del proyecto que pretende levantar un viaducto para proteger estos restos arqueológicos?; De no ser así ¿Cuándo podría haber una respuesta al respecto?; ¿Cuál sería el costo estimado que tendría una obra de estas características?; ¿Cómo se financiaría?; ¿Cuánto podría tardar en su construcción?

A través de un escueto documento escrito, desde la Coordinación de Concesiones se nos manifestó que “tal como se ha señalado, El Olivar es uno de los sitios arqueológicos más importantes en Chile. Por ello, las acciones relacionadas con el resguardo, la conservación y el estudio de los hallazgos han considerado un trabajo interinstitucional a fin de preservarlos para las futuras generaciones”.

Asimismo, agregan que “actualmente continúan en desarrollo los análisis técnicos y económicos respecto a la solución vial que se ejecutará en el lugar”.

Por otra parte, también se envió el cuestionario al CMN, pero a la fecha y tal como ha ocurrido en las otras oportunidades en que se ha hecho el requerimiento, no se ha tenido respuesta.

De igual forma, tras la realización de la Cuenta Pública que rindió al Consejo Regional el pasado martes, se le consultó al intendente regional por qué no se había incluido este proyecto del viaducto en el informe, a lo que contestó que “claramente El Olivar es un proyecto emblemático, nosotros hemos tomado la determinación de que sea una inversión de 40 millones de dólares estimado, estamos por proteger ese sitio, transformarlo en un centro patrimonial de observación, de cuidado y lo vamos a poner en valor, eso es parte de las decisiones que hemos tomado. Se están realizando los estudios para que ello ocurra, pero nuestra línea tiene total sintonía con lo que han planteado los pueblos originarios”.

En cuanto a si existe algún plazo o fecha específica en que pueda haber novedades al respecto, toda vez que es una decisión que se tiene que tomar en Santiago, enfatizó que “no es así,  las decisiones que hoy día están puestas en Santiago han sido las que hemos impulsado como región. Ahora, por la burocracia, porque claro, es un país unitario, llevan a que el ministerio de Hacienda sea el que defina los presupuestos y nosotros en esa fase estamos, por eso requerimos los estudios y el viaducto también es parte importante de esto”, puntualizó.

 

EN PARALELO, EL RESCATE
Otro aspecto muy relevante de este proyecto es lo que se está haciendo para el avance en el rescate de los restos arqueológicos del sitio El Olivar, que a la fecha tampoco se han concretado en su totalidad.
En septiembre del año pasado y ante la indefinición del Consejo de Monumentos Nacionales sobre si se daba el vamos o no a la propuesta del viaducto, la empresa Sacyr, que financia la exploración, decidió detener los trabajos mientras aún se mantenían inconclusas las zonas funerarias 6 y 8, que fueron en las que se inició el proceso. Los arqueólogos advertían que aún quedaban cerca de una cincuentena de cuerpos sólo en esta fase, tanto humanos como animales y que, de no ser retirados, correrían el riesgo de deterioro, sobre todo si se acercaba el invierno.
A eso se sumaba el daño que la humedad y otros factores ambientales podrían provocar en los containers que mantienen lo ya rescatado, que debía ser trasladado hasta Santiago para su análisis.
Además, hacían ver que la evidencia de la existencia de este sitio no era nueva, pues ya en 1930 el arqueólogo Francisco Cornely había dado luces de su presencia. Cabe preguntarse entonces por qué no se advirtió con anterioridad a que se desarrollara la carretera que esto podría pasar.
Y, en efecto, los temores de los especialistas se cumplieron. A fines del año pasado y tras la rotura de una matriz de agua, se temió su inundación. Por otra parte, entre el 11 y el 13 de mayo pasados se registraron precipitaciones históricas en La zona, las aumentaban los niveles de peligro.
Afortunadamente y según informó Paola González, un grupo del mismo equipo de trabajo tomó los resguardos necesarios permitiendo aminorar los daños.
Pero aún existe la incertidumbre y los restos siguen ahí. Hay que destacar, eso sí, que el CMN se hizo presente en el lugar en abril, pues los arqueólogos le solicitaron puntualizar qué es en definitiva lo que se va a rescatar. Se definió en ese momento que se aplicarían medidas de conservación en 30 casos.
Pero ahora Sacyr les estaría pidiendo que se apruebe el plan de cierre definitivo del sitio, antes de ejecutar ésta, la que sería la última campaña. El documento fue presentado a consideración de la entidad y extraoficialmente se sabe que fue aprobado, pero que faltaba aún la firma para darle el vamos, lo que podría darse durante esta semana.
Habrá que seguir esperando entonces para ver si, por una parte, se dan a conocer avances de cómo se resolverá el tema de la carretera que se mantiene cortada en este tramo hace casi dos años y si ya definitivamente se va a terminar con la exhumación de los cuerpos y vasijas.
En donde todos coinciden es en que El Olivar es un recinto de invaluable valor patrimonial, que debe ser resguardado, pues aporta antecedentes inéditos de lo que fueron las culturas precolombinas de la región. Los cuestionamientos apuntan más bien a la demora que ha tenido este proceso. Es de esperar que pronto existan noticias que, por un lado, permitan su protección y, por otro, le den una solución de continuidad a esta carretera. 

 

 

FRASES DEL DÍA

“Actualmente continúan en desarrollo los análisis técnicos y económicos respecto a la solución vial que se ejecutará en el lugar”, señaló la Coordinadora de Concesiones del Ministerio de Obras Públicas.

“Se están realizando los estudios para que ello ocurra, pero nuestra línea tiene total sintonía con lo que han planteado los pueblos originarios”, Claudio Ibáñez, Intendente de la Región de Coquimbo. l

 

A la fecha se sabe que se optó por la alternativa de un viaducto, pero aún no se ha dado a conocer nada concreto. Desde la oficina de Coordinación de Concesiones informaron que “actualmente continúan en desarrollo los análisis técnicos y económicos respecto a la solución vial que se ejecutará en el lugar”. Entretanto, el tramo permanece sin obras

 

CLAVES DEL DÍA
-El 16 de julio de 2015 se produjo el hallazgo del sitio arqueológico El Olivar, cuando se realizaba la construcción de la doble vía La Serena Vallenar.
-En diciembre del mismo año se iniciaron los trabajos de rescate a cargo de 70 profesionales entre  arqueólogos, antropólogos físicos y conservadores.
-En marzo de 2016 el ministro de Obras Públicas, Alberto Undurraga y la secretaria técnica del CMN, Ana Paz Cárdenas, anunciaron que el lugar se pondría en valor. No se reiniciaría la construcción de la carretera mientras no se rescatara la totalidad de los hallazgos.
-Los arqueólogos han advertido que, de realizar el rescate total, se calcula que podría demorar hasta 5 años, eso sin contar el hecho de que debe existir una lugar que dé cabida a toda esta cantidad de material. Se pidió la opción de un viaducto y un parque arqueológico.
-En septiembre de 2016 la empresa decidió paralizar el rescate a la espera de una definición en este sentido.
- En noviembre de 2016, el ministro Alberto Undurraga anunció que el MOP se habría a esta posibilidad e indicaba que “la decisión deberá ser tomada este año 2016”. No obstante, aún no se tienen noticias de una resolución formal.
-Ahora se está a la espera también que se concluyan las labores de rescate, que ya no sería total si no que se optará por proteger los cuerpos que quedaron visibles.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Aniversario 40 años Ópticas Queirolo

 

 

 

Diario El Día

 

 

Vida Hogar

 

 

X