• Alan Meyer, director general de Mercado Libre, junto a Johanna González, directora regional ASECH.
Crédito fotografía: 
Cedida
La Serena fue la ciudad que más aumentó su tráfico y usuarios registrados en la plataforma de negocios durante el primer semestre del 2018.

Hace 18 años, en un mundo en que el internet era incipiente y era poco imaginable la oportunidad de las ventas por la red, un grupo de jóvenes argentinos iniciaron un emprendimiento  de subastas y productos usados por internet.  A poco andar, las pequeñas empresas se dieron cuenta que la plataforma constituía un atractivo canal de ventas.  Hoy Mercado Libre es una multinacional y el 75% de lo que vende corresponde a empresas.

El director general de Mercado Libre, Alan Meyer, visitó la región en el marco de la Cumbre de Emprendedores Coquimbo, para contar la experiencia y oportunidades que ofrece la Compañía a los emprendedores. Un negocio basado en el mercado colaborativo y el comercio electrónico.

Las oportunidades de la red

“No lo hagan todo, déjenos a nosotros gastar la plata en ofrecer los refuerzos en lo que no son expertos”.  Con esas palabras, el director general de Mercado Libre invitó a los emprendedores a hacer uso de la reconocida plataforma de ventas y sumarse al mercado colaborativo.

El comercio colaborativo se basa en reunir en un único  sitio o plataforma  “a quienes tienen una necesidad con quienes tienen esa capacidad de cubrir esa necesidad”, explicó Meyer. “En el caso de Mercado Libre, de los que tienen un producto con quienes lo necesitan.  Imagina que tenemos 37 millones de visitas en el mes, como juntamos esas visitas, esos 10 millones de usuarios, con miles de productos y emprendedores que tienen la capacidad de satisfacerlo”, indicó.

Es bajo ese concepto que Mercado Libre ha logrado expandirse a  nuevos mercados y aumentar sus visitas en sus 18 años de historia. Las necesidades de los emprendedores terminaron siendo soluciones que ofrece la empresa, como por ejemplo el problema del envío.

La empresa hoy entrega el servicio de envíos, en que cobra una tarifa única a las empresas para enviar sus productos a cualquier punto del país, mientras que para el comprador es gratis en compras superiores a $15 mil. Cuando comenzó el servicio, el 2% de las ventas se originaba en regiones, hoy alcanza al 15%.

“Significa mejores condiciones para el comprador pero segundo, que no importa en qué lugar de Chile esté, no me va a cambiar las condiciones de entrega y tendrá el mismo costo para el cliente y para mí como vendedor. En Coquimbo, Santiago y Punta Arenas se empieza a igualar la cancha, se produce la democratización del comercio electrónico”, señaló durante la exposición.

De la misma forma, la empresa  cambió sus  condiciones de crédito al permitir que los productos sean comprados en hasta seis cuotas sin interés y sin cobrarle al vendedor; además de  ofrecer préstamos a sus vendedores a los que se dificultaba el financiamiento, “los bancos no los conocía. Nosotros sabíamos que pagaban las cuentas, que no eran riesgosos que podíamos ofrecerle tasas bajas y créditos y los iban a pagar mejor que nadie”, dijo.

Por eso la invitación a trabajar colaborativamente y a que los emprendedores se hagan la pregunta “hay servicios para montar la empresa o me la quiero hacer mucho más difícil”, dijo.

Comercio electrónico

Durante su presentación, el director general de Mercado Libre fue enfático en señalar que el mercado electrónico, pieza clave en la economía colaborativa, representa una gran oportunidad, “nunca hubo un mercado tan grande para acceder y con tanta facilidad”.

“El comercio electrónico llegó para quedarse. En Chile representa el 4% de la economía total y lo más interesante es que representa una oportunidad única que quizás ocurre cada muchas generaciones, la de igualar la cancha, donde el chico y el grande puede jugar de igual a igual. Imagínate cuando tenemos un Mercado Libre que tiene envíos gratis a todo Chile y que llega en menos de 48 horas, lo que permite es que no importa en dónde estás ni de qué tamaño seas, no importa cuán nuevo seas en el mercado si entregas la misma experiencia, puedes competir contra los más grandes y tener el comercio entero para ti “, señaló.

Desafíos.

Sin embargo, hay algunos desafíos que aún persisten en las compras electrónicas. La falta de regulación. El rechazo de aquellos colectivos que se ven amenazados por las nuevas plataformas como ha ocurrido con el gremio de taxistas ante Uber. Así como la importancia de las marcas con las que resulta difícil competir, pero también  la falta de confianza por eso es que las plataformas han enfatizado en mejorar sus  experiencias de servicio.

“Nosotros hemos reforzado que la gente pueda comprar de manera segura con la compra protegida, en que el vendedor no recibe el pago hasta que el comprador dice lo recibí “ok” y de esa forma, como una parte intermediaria, nos aseguramos que todas las experiencias sean positivas y satisfactorias. Por eso, sitios como Mercado Libre o todos aquellos que intermedian como Uber, por ejemplo, están siendo tan exitosos, porque se aseguran que la experiencia  sí o sí sea una experiencia exitosa”.

Hoy la tendencia de las economías colaborativas es clara y se espera que mueva, para el 2025, cerca de los US$ 235 millones.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X