• La Reserva Nacional Pingüino de Humboldt es uno de los destinos más demandados por los turistas, sin embargo, se mantiene cerrado a los tour operadores locales.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Al retroceso de la capital en el Plan Paso a Paso –principal emisor de turistas nacionales a la región– se suma la incertidumbre que viven muchas de estas agencias de viaje que hoy, en medio de una pandemia que no parece tener fin, prefieren no proyectar números para este verano y optar más bien por atender el día a día. Y más, cuando aún muchos destinos regionales se mantienen cerrados, limitando así su oferta de productos turísticos.

Complicado panorama es el que están viviendo por estos días los tour operadores de La Serena, quienes en carne propia, están aún calculando los costos del retroceso de la Región Metropolitana a la Fase 2 del Plan Paso a Paso, medida decretada hace una semana por la autoridad de Salud ante el aumento de contagios por coronavirus.

Y es que los turistas de Santiago representan nada más ni nada menos, que el 80% de los visitantes que tradicionalmente son atendidos por las agencias de viaje de la zona y que recorren los principales atractivos de la Región de Coquimbo.

Tras la decisión de la autoridad sanitaria los efectos para estas empresas no se han demorado en sentir, y para este mes de diciembre, la caída en las reservas se sitúan entre un 40 hasta 100%.

Ahora bien, estos números incluyen tanto aplazamientos de reservas para fechas más adelante como también, cancelaciones definitivas, todo lo cual sin embargo, se ha traducido en un fuerte impacto para los operadores.

“Es de esperar que las fiestas pasen tranquilas y bajen los índices de contagio en la Región Metropolitana, para que podamos tener una temporada de verano más cercana a la normalidad. Pero en este momento se ha notado bastante el cambio desde que retrocediera de fase Santiago”, sostiene al respecto Cristian Clavero, presidente regional de Asertur, gremio que agrupa a parte de los operadores regionales.

“Vamos a ver qué va a pasar en enero y febrero, porque en este momento, el turismo está completamente alicaído. Todos estamos trabajando a media máquina”, agrega el dirigente.

Día a día

Pero más allá de las expectativas que se puedan tener, hoy el sentimiento predominante entre las agencias de la región, a inicios de la temporada estival, es básicamente incertidumbre.

Carolina Celis, de Elqui Valley Tour, así lo señala. “No puedo proyectarme hacia el futuro, porque esto ya lo viví durante el estallido social. En esa oportunidad, tuvimos fines de semana largos que perdimos, todos lo que fue noviembre, diciembre se perdió y se canceló el 100% las reservas entonces. Pero en ese momento, decíamos que debíamos esperar al verano porque iba a ser muy bueno y no fue así, pues el verano no fue más allá de 15 días de ‘full pega’”, comenta.

En ese sentido, la empresaria sostiene que, dado el panorama actual, es sencillamente imposible poder hacer una proyección de cómo podría ir este verano.

Por eso, dice, muchos otros tour operadores no han tenido más alternativa que cerrar, unos de manera definitiva, mientras que otros, se han ido mudando progresivamente al mundo digital. De hecho, basta dar un pequeño paseo por el centro de La Serena para notar como la gran mayoría de las agencias de viaje hoy lucen con sus puertas cerradas.

“No podemos proyectarnos ni recibir reservas en el largo plazo. Y los ánimos no están muy buenos para pensar en lo que se viene. Todos estamos trabajando básicamente, en el día a día, con el turista que está de paso, o que estaba ya desde antes en la región, y que obviamente igual ha salido fuera de Santiago”, agregó.

Oferta limitada

A la incertidumbre se suma además otro problema: el cierre de algunos destinos turísticos de gran demanda en la región.

Para los tour operadores, las únicas opciones 100% disponibles hoy por hoy para ofrecer, son el Valle del Elqui y el astroturismo. Por el contrario, otros atractivos como la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt –de gran demanda en época estival- se encuentra cerrada para las visitas organizadas.

100 Por ciento de cancelación en las reservas para diciembre, han sufrido algunas agencias de viaje en la región, luego que Santiago retrocediera a Fase 2.

“Desde Sernatur nos señalaron que no hay fecha de apertura todavía, en cuanto a poder hacer reservas. Y eso se lo debemos explicar a los turistas, no se puede realizar el tour en este caso, a la reserva”, indica Carolina Celis, de Elqui Valley Tour.

Para la empresaria, esto es una limitante no menor para las agencias, pues estos destinos corresponden a ofertas con alta demanda, a lo que se suma además, que los turistas no conocen ni se animan a conocer otros destinos ubicados en las provincias de Limarí y Choapa, por ejemplo. “Todo se mantiene muy encerrado a lo que es el Elqui y eso limita mucho”, afirma.

Otras opciones

Esto ha motivado a algunas agencias a extender el radio de acción en cuanto a oferta de destinos, con el fin de poder, por un lado, mantener sus operaciones, y, por otro, no sobrecargar los destinos que hoy sí se pueden visitar, como el Valle del Elqui.

Cristóbal Vergara, dueño de la Agencia Tembeta, explica que en su negocio se está apostando por ampliar el rango de visitas a la Provincia del Choapa y a zonas cercanas de las regiones de Atacama y Valparaíso inclusive. “Apostamos a una estrategia de diversificación de estas experiencias y de destinos mediante una promoción de lo nuevo”, comenta.

“Promoción de nuevos lugares, de nuevas atracciones para así también no colapsar lo comúnmente conocido, como el caso del Valle de Elqui, que se convierte hoy en la única opción realizable”, dice. “Hoy está complicado, porque se llenan muy rápidamente los museos, los restaurantes, las bodegas, y al final uno tiende a pasar un mal rato. Por eso estamos apuntando a destinos emergentes y así dar un mensaje potente hacia nuestros clientes”, agrega.

En ese sentido, a juicio de este empresario, una opción para evitar la actual situación que están viviendo las agencias de viaje, hubiera sido permitir, en algún grado, los traslados interregionales, en este caso, luego de que se declarara la Fase 2 en la Región Metropolitana.

“Teníamos grupos de Santiago para esta semana pero dieron de baja los servicios. Fue un golpe duro considerando que el destino ya estaba en condiciones de poder acoger el arribo de los viajeros. Para nosotros esta era una etapa de recuperación, y por eso creo que debiese haberse permitido los viajes interregionales, o pedir mayor flexibilidad en ello. Pero se cortó por lo más fácil, que era cerrar la Región Metropolitana y con eso se afectó a la economía de las regiones vecinas”, expresó.

En ese sentido, el presidente de Asertur, Cristian Clavero, espera que pronto la autoridad aclare la situación de destinos como la Reserva Pingüino de Humboldt, pues con una oferta turística tan limitada como la que hoy puede ofrecer la región, se hace difícil poder aportar a la recuperación del sector.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día