Crédito fotografía: 
Cedida
En estos momentos está a la espera de ser votado por la Comisión de Evaluación Ambiental y busca recuperar y mantener los niveles de tratamiento y producción.

Mediante un proyecto denominado “Infraestructura Complementaria”, Minera Los Pelambres está buscando recuperar no solo sus niveles de tratamiento sino que también de producción, lo que implicaría una línea nueva de molienda y de flotación, como también instalar infraestructura complementaria, como una planta desalinizadora que será utilizada en caso de sequía.

Según han reconocido en la minera, el proyecto les significa una inversión del orden de los 1.100 millones de dólares y en estos momentos se encuentra en evaluación por la Comisión de Evaluación Ambiental, CEA, de donde se espera salga con el visto bueno para realizar la inversión que consideran necesaria para alcanzar los niveles de producción que deberían tener.

Según lo presentado por la compañía minera, este proyecto les permitirá instalar infraestructura complementaria para alcanzar una tasa de procesamiento de mineral máxima ambientalmente aprobada y, por otro lado, instalaciones para asegurar el abastecimiento de agua industrial con la nueva configuración de la planta.

La nueva línea de molienda contempla, además, el reforzamiento de la capacidad de procesamiento de mineral en la Planta Piuquenes, lo que implica la instalación de una nueva línea de molienda y una nueva línea de flotación. A su vez, esta nueva línea de molienda  contempla el aumento de la capacidad de almacenamiento de mineral grueso, un nuevo túnel de recuperación de mineral y un circuito de correas, conjunto de obras que se ubicará a un  c9ostado del estokpile que está operando en el área de El Chacay.

LOS OBJETIVOS

Los objetivos generales del proyecto son recuperar y mantener la capacidad de procesamiento, sin sobrepasar la capacidad máxima ambientalmente aprobada de 210 mil toneladas diarias, ya que dicha capacidad se ha visto mermada por el aumento de la dureza en el mineral  y por restricciones hídricas producto de un aumento en la frecuencia de años hidrológicamente secos, según justifica la minera en el proyecto presentado a consideración del CEA. Por eso se reforzará la capacidad de las instalaciones en el área industrial El Chacay.

Sobre la planta desalinizadora de agua de mar, ésta quedará instalada en áreas aledañas a la infraestructura existente en el terminal de embarque Puerto punta Chungo.

Si bien el Servicio de Evaluación Ambiental, SEA, de Coquimbo recomendó aprobar el proyecto, éste se encuentra para su votación en  La Comisión de Evaluación Ambiental, CEA, integrada por el intendente regional y los seremis, la misma que  rechazó el proyecto minero Dominga, por lo que hay algo de incertidumbre, a pesar de que quienes conocen la iniciativa creen que debería pasar sin problemas.

Minera Pelambre, el mayor activo de Antofagasta Minerals, de propiedad del grupo Luksic busca, de todas formas, poder materializar la iniciativa. Aunque las obras no comenzarían inmediatamente, ya que si obtiene el visto bueno de las autoridades regionales, deberán ser aprobadas por el directorio de la minera.

VOZ DE LA EMPRESA

En contacto con Minera Los Pelambres, ésta se refirió por escrito al tema, señalando que “estamos convencidos que el proyecto INCO (Infraestructura Complementaria) de Minera Los Pelambres es bueno para la compañía, la provincia de Choapa y la Región de Coquimbo. En este sentido, la recomendación del Comité Técnico regional reflejada en el ICE es un paso positivo, pero entendemos que aún quedan otras instancias donde la autoridad debe responder la calificación ambiental, por lo tanto, esperamos que este proceso siga su curso institucional”.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

Vida Hogar

 

 

X