• El futuro del megaproyecto binacional del Túnel Agua Negra se mantiene en la incertidumbre.
Crédito fotografía: 
LAUTARO CARMONA
Hoy se reunirán en el seno de la EBITAN (Entidad Binacional Túnel Agua Negra), autoridades chilenas y argentinas para revisar los detalles de esta megaobra que, desde nuestro país, ha recibido cuestionamientos por parte del Ministerio de Obras Públicas en relación a que el proyecto debe ser sometido a nuevos estudios y que su costo sería hasta 3 o 4 veces mayor que el presupuestado.

“Este miércoles se reúnen los miembros de la Entidad Binacional Túnel de Agua Negra, EBITAN, con el fin de presentar los argumentos que refuten la versión de especialistas chilenos que decían que el proyecto era inviable por la peligrosidad sísmica de la zona”.

Así se inicia la nota del “Diario La Provincia”, de la vecina provincia de San Juan, al referirse a la reunión que hoy tendrán autoridades chilenas y argentinas en Buenos Aires, en el seno de la entidad que busca llevar adelante la concreción de esta megaobra, consistente en un túnel de 13,9 kilómetros en plena cordillera de la región de Coquimbo, a través del cual se unirían ambos países.

Una concreción que hoy se encuentra en duda, luego de que en abril de este año, se informara que el Ministerio de Obras Públicas contaba con un informe que planteaba que existían dudas técnicas respecto a materias de geología e hidrogeología, lo que obligaba a “ajustar” los plazos y presupuestos del proyecto, observaciones que fueron respondidas desde el país vecino señalando que dichas observaciones ya habían sido detectadas y analizadas. 

Con el paso de los meses sin embargo, ha ido creciendo la incertidumbre en torno al proyecto binacional, pese a haber avanzado en su proceso previo a la licitación y a contar también con el apoyo financiero del BID.

Además, los dichos del propio ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, en relación a que el proyecto debe ser sometido a nuevos estudios y que su costo sería hasta 3 o 4 veces mayor que el presupuestado, y las recientes declaraciones expresadas en Argentina, del alcalde de Vicuña, Rafael Vera, sobre que los presidente de ambos países, “congelaron” el proyecto, han motivado más dudas que certezas sobre el futuro del túnel.

"Nuestro informe da por el piso todo lo planteado por los especialistas de Chile que se opone a cambiar la traza. Ratificamos que el estudio realizado está bien y demostrando que se puede hacer el Túnel. Vamos a ver cuál es la respuesta. Vamos a escuchar, lo que ya le dijimos en los escritos", señalaba el ministro de Infraestructura de San Juan, Julio Ortiz Andino, al Diario La Provincia de San Juan, este martes.

Desde nuestro país en tanto, en vísperas de la reunión de hoy de la EBITAN, se insiste en que aún existen temas pendientes.

Así lo señaló el subsecretario de Obras Públicas, Lucas Palacios, a El Día, quien aseguró que la obra “sigue su curso”, pero que es urgente solucionar “las falencias” que aún presenta la iniciativa, no descartando además, otras opciones de estudio a futuro, como el paso La Chapetona, en la provincia del Limarí.

-En un  momento parecía que el proyecto del Túnel Agua Negra iba a salir, pero ahora, su concreción está rodeada de dudas. ¿Qué es lo que está pasando con esta megaobra?

“Este es un tema muy importante para la región y el país. Es un proyecto que se desarrolla en conjunto con Argentina, pero eso no significa que haya que acelerar procesos, porque hay que ser responsables con los recursos de todos los chilenos y con las obras de infraestructura que se llevan a cabo.

Bajo ese marco, con los argentinos nos hemos dado un plazo para poder ir precisando algunos elementos que son muy importantes, antes de pasar a la etapa siguiente de licitación.

Así, nosotros hemos hecho un informe el año pasado con personas de reconocida experiencia internacional, que han hecho un análisis de todos los elementos e información que estaba sobre la mesa, se la hemos hecho llegar a la contraparte argentina en febrero, y recién esta semana (la semana pasada), hemos recibido respuesta que, por motivos evidentes, yo no puedo revelar en esta entrevista, porque de nada sirve ventilar información que tiene que observarse  al interior del seno de la entidad binacional para tomar las mejores decisiones para ambos países.

En todo caso, ha sido bien recibido nuestro informe”.

-¿Cuál es el tenor de ese informe?

“Es un informe técnico que plantea preguntas respecto del túnel y también plantea soluciones. Hemos recibido una respuesta muy contundente también de parte de Argentina desde el punto de vista técnico, con algunas propuestas que tendremos que revisar en la próxima reunión que va a ser el día miércoles (hoy) en Buenos Aires.  

Nosotros desde febrero que hemos estado solicitando mayor agilidad a nuestra contraparte argentina en la citación de la próxima reunión que se va a concretar finalmente este miércoles, y por motivos que desconocemos, ellos han demorado esa situación.

Pero a nosotros nos interesa ir tomando decisiones al respecto para poder ir avanzando, o poder ir tomando las decisiones que nos permitan mejorar las condiciones del proyecto”.

-¿Cuál es la situación del proyecto en este momento? ¿Está “congelado” como señaló en su momento el alcalde de Vicuña?

“El proyecto sigue su curso. Nuestra responsabilidad con el país es empujar estos proyectos para que se hagan realidad, pero también observar aquellas falencias que tienen los proyectos para poder mejorarlas o plantear alternativas. Eso es parte de nuestra responsabilidad como ministerio, porque no se trata simplemente de empujar un proyecto a como dé lugar, cuando todavía existen algunos elementos que son factibles de precisar.

Si no se hace a tiempo, finalmente en el proceso posterior de licitación, nos encontraremos con problemas, los cuales tenemos que evitar con anticipación”.  

Aspirar al mejor proyecto

-Desde Argentina se manifestó que las observaciones que se habían hecho desde Chile al proyecto, ya habían sido atendidas. ¿Qué opinión le merece la posición de país vecino?

“El único lugar en donde se discuten estas materias es en el seno de la EBITAN. Cualquier otra presión política que sea paralela, ya sea de la parte argentina o chilena, lo único que hace es entorpecer el desarrollo de un proyecto, cuyo componente técnico es muy significativo para que se haga realidad.

La información que existe a lo largo de la historia del túnel tiene altos y bajos. Tiene algunos elementos faltantes, todos los cuales es necesario precisar y profundizar antes del paso siguiente, porque de lo contrario los proyectos no terminan siendo exitosos.

Insisto. Todos estos elementos se ven dentro de lo que es la EBITAN, porque nuestro objetivo es llevar adelante el mejor proyecto para ambos países. Esa es la responsabilidad que nosotros debemos cumplir como ministerio no solamente con este proyecto, sino que con todos los proyectos. Es decir, empujarlo lo más posible, pero en ningún momento sacrificar ni la calidad ni la seguridad, ni las condiciones por la cual se desarrollan los mismos”.

-¿Cree que en este debate influye la contingencia electoral y económica de Argentina?

“No me corresponde referirme a las discrepancias que tienen ellos. Porque efectivamente, la EBITAN se compone por distintas personas, representantes de la provincia de San Juan, representantes del Ministerio de Transportes y de otros organismos.  

Nosotros debemos relacionarnos con la institucionalidad dentro de la EBITAN, no con la provincia directamente, eso es lo que nos corresponde como país y es lo que está escrito en los protocolos y en la orgánica que le da la vida a esta institución binacional.

Yo no puedo estar refiriéndome permanentemente a lo que comenta o no comenta la provincia del San Juan. Yo me tengo que referir a las conversaciones que se dan al interior de la entidad binacional. Y en este caso ambos países hemos hecho un levantamiento de algunos elementos que es necesario resolver que tienen que ver con elementos geológicos, con elementos de financiamiento, con elementos de seguridad y por lo tanto, se requiere de una mayor profundización y precisión de algunos elementos antes de pasar a la siguiente etapa.

Eso es lo responsable, eso es lo importante antes de cualquier proceso de licitación de esta naturaleza, porque estamos hablando de un proyecto extraordinariamente significativo en materia de impacto ambiental, social, económico y de integración”.

Una nueva opción en Limarí

-Bajo este escenario, el Paso La Chapetona, al interior de Monte Patria, ¿puede proyectarse como un paso alternativo a Agua Negra, gracias a sus mejores condiciones geográficas?

“Sí, a futuro, puede aparecer. Nosotros no estamos restringiendo la conectividad que tengamos con la provincia de San Juan solamente al túnel de Agua Negra, sino que existen otros espacios que son importantes también de potenciar.

Yo diría que van en conductos paralelos. Se puede pensar en La Chapetona y también pensar en Agua Negra al mismo tiempo. Así como existen otros pasos que también son importantes de seguir estudiando y que han estado sobre la mesa históricamente, no tiene ningún sentido descartarlos.

Es decir, nosotros siempre -y es nuestra responsabilidad como ministerio y como país - , buscamos las mejores alternativas de integración, los mejores proyectos para nuestra región, lo mejor para las personas y los mejores proyectos para el cuidado del medio ambiente”.

 

Optimismo por la reunión de hoy

Respecto a la reunión de hoy en Buenos Aires, en que representantes de las Cancillerías y los ministerios de Obras Públicas de Chile y Argentina analizarán el informe que determinará el futuro del megaproyecto, el consejero y presidente de la Comisión de Ordenamiento Territorial del Consejo Regional, Marcelo Castagneto, expresó que los resultados de la reunión deben ser esperada con cautela por los consejeros regionales.

“Hay señales que han dado ambos gobiernos, de que el proyecto del túnel en particular, estaría siendo reestudiado como los hemos escuchado en reiteradas oportunidades. Pero, independiente de los estudios, nosotros como Consejo Regional y por la unanimidad de los miembros del CORE, estamos con un moderado optimismo, el que vamos a mantener, aunque el resultado no sea del todo alentador”, comentó.

Cabe mencionar que el CORE ha adoptado una serie de acuerdos en los que reconoce la importancia de la obra binacional como proyecto estratégico para el desarrollo regional y la integración con Argentina y Brasil, junto con la manifestación de voluntad política para continuar apoyando la realización definitiva del proyecto.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X