Crédito fotografía: 
Efe
Tras una jornada que se desarrolló en paz, con "civismo" y una alta participación de votantes, la incertidumbre se apoderó de los bolivianos que veían pasar las horas sin que el órgano electoral diera a conocer los resultados.

Bolivia vive una tensa calma a la espera de los resultados oficiales de las elecciones generales de este domingo, mientras un par de sondeos a boca de urna dan como ganador en primera vuelta al candidato del Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce.

Tras una jornada que se desarrolló en paz, con "civismo" y una alta participación de votantes, la incertidumbre se apoderó de los bolivianos que veían pasar las horas sin que el órgano electoral diera a conocer los resultados de las votaciones.

Arce ya celebra victoria

Pasada la medianoche y ante la presión de políticos y ciudadanos, se conoció que la encuesta de Ciesmori para las cadenas de televisión Unitel y Bolivision da un 52,4 por ciento de los votos al exministro Arce, con lo que sería el ganador al tener más del 50 por ciento de votos.

A continuación quedaría Carlos Mesa de Comunidad Ciudadana con el 31,5 por ciento, seguido de Luis Fernando Camacho de Creemos con el 14,1.

La encuesta de la iniciativa Tu Voto Cuenta difundida por la televisora Cadena A da un 53 por ciento de los votos al candidato del MAS, a Mesa 30,8 por ciento y a Camacho el 14,1.

Arce celebró en La Paz un triunfo que dio por seguro, mientras que Evo Morales lo hizo desde Argentina, cuando el recuento oficial de votos iba por poco más del 7 por ciento.

La presidenta interina del país, Jeanine Áñez, reconoció que aunque no es el cómputo oficial, la victoria de MAS se ve segura y felicitó a sus candidatos.

Pedidos de prudencia

Ante la impaciencia por conocer los resultados, la presidenta interina pidió a los ciudadanos y partidos políticos tener "paciencia" y "madurez" para esperar los resultados oficiales.

Agradeció asimismo a los ciudadanos, las autoridades electorales y las fuerzas del orden por contribuir a que esta jornada fuera "un día de fiesta pacífica y democrática".

El presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Salvador Romero, destacó que la jornada de votación concluyó de manera "pacífica y participativa", que era lo que necesitaba el país "para afianzar su democracia".

Tras el cierre de los puestos de votación, las autoridades desplegaron en todo el país un operativo militar y policial para garantizar la seguridad hasta que se conozcan los resultados oficiales.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día