El plan de paz exige a todas las partes el inmediato fin de la violencia y de las violaciones de los derechos humanos

El enviado especial de la ONU y la Liga Árabe, Kofi Annan, con el respaldo del Consejo de Seguridad, aumentó la presión sobre Siria para que cumpla su plan de paz y le puso fecha al fin total de las hostilidades en el país: El 12 de abril.

“Si Siria cumple el plazo del 10 de abril (para la plena implementación del plan de paz), todo tipo de violencia tiene que parar a las seis de la mañana hora local de Damasco del día 12,” dijo Annan en su comparecencia ante la Asamblea General de la ONU mediante videoconferencia desde Ginebra.

“Insto al Gobierno y a los comandantes de la oposición a dar instrucciones claras de manera que el mensaje llegue a todo el país, incluidos a los combatientes y los soldados a nivel local,” dijo.

Annan insistió en que “la violencia continúa. Hay niveles alarmantes de bajas y de otros abusos de los que se sabe a diario. Las operaciones militares contra los centros civiles de población no han parado. Hay que detener los asesinatos y comenzar el diálogo político en serio, por el bien de los sirios”. Inmediatamente antes de esa intervención, el Consejo de Seguridad conminó a Siria, mediante una “declaración presidencial,” a cumplir “con urgencia y visibilidad” su compromiso de poner en marcha el plan de paz aceptado.

El Gobierno del Presidente Bachar al Asad se comprometió el pasado 25 de marzo a cumplir los puntos del plan de Annan y el pasado domingo le comunicó que lo haría antes del 10 de abril. 4114

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X