La NASA anunció  el hallazgo de un planeta similar a la Tierra en la zona habitable de una estrella muy parecida al Sol. Kepler-452-b, como se le ha denominado, es el planeta más pequeño descubierto hasta la fecha orbitando en la zona habitable, es decir el área en la que la temperatura es apropiada para que el agua pueda estar en estado líquido sobre la superficie.
En efecto, Kepler-452-b tiene un diámetro 60% mayor al de la Tierra, y si bien su composición y su masa aún no han sido determinados, investigaciones previas sugieren que planetas de ese tamaño tienen altas probabilidades de ser rocosos;  por su tamaño, su órbita es sólo 5% más prolongada que la de la Tierra; y un año en ese planeta sería de 385 días. Además, está solo 5% más lejos de su estrella que nuestro planeta del Sol. 
Esa estrella tiene 6.000 millones de años, solo 1.500 millones más antigua que nuestro Sol, y tiene la misma temperatura, aunque es un 20% más brillante y tiene un diámetro 10% mayor.
Esto se relaciona con supuestos planes que estaría haciendo la Nasa para abandonar la Tierra, en caso de un gran desastre natural, que hoy día no se ve muy lejano atendido el tema del cambio climático.  Entre 2009 y 2013, han encontrado 12 nuevos planetas con condiciones similares, aptos para constituir lo que denominan la Tierra.2,  pero este sería hasta ahora el más apropiado…
Es decir, se planea abandonar la tierra para ir a depredar un planeta lejano, que ha estado manteniendo por miles de años sus condiciones ecológicas ideales, principalmente gracias a la inexistencia de seres humanos en él.
Es eso justo… ?  
Pareciera que no, y ya que nos gusta tanto formar comisiones, va siendo hora de constituir el Comité de Defensa de Kepler-425-b…

Autor

Otras columnas de este autor

 

 

 

X