Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
El fiscal regional cree que más temprano que tarde darán con el o los responsables del asesinato de María José Zambra, cuyo cuerpo fue encontrado descuartizado después de estar 50 días desaparecida. También descartó discriminación en el caso por ser una familia de pocos recursos. Además, dijo que la causa no ha quedado en segundo plano por la situación que se está viviendo producto del estallido social.

El fiscal regional, Adrián Vega, que investiga junto a la fiscal Fabiola Celis el caso del crimen de María José Zambra, cuyo cuerpo apareció cercenado el sábado 19 de octubre bajo el Puente El Libertador, descartó de plano que el caso haya sido dejado de lado, asegurando que se trabaja coordinados con la Brigada de Homicidios de la PDI con el objeto de poder resolver el caso, indicando que creía que más temprano que tarde se daría con él o los autores del hecho.

Vega precisó en una entrevista con diario El Día, que el día en que encontraron sus restos, cuando en La Serena se inició el estallido social, se encontraba en Ovalle, que volvió de inmediato y estuvo entre las 15:00 y las 19:00 horas en el sitio del suceso trabajando con la policía, que incluso posteriormente en plena manifestación salió de su oficina y se dirigió al cuartel de la PDI en las mismas diligencias, por lo tanto, las  protestas no han afectado la investigación.

“Si me dice de qué modo afectó eso la investigación y que puede haber quedado en un segundo plano lo de María José, no ha quedado en ningún segundo plano y, de hecho, antes de esta reunión yo vengo de conversar con la fiscal Celis y analizar unos antecedentes muy importantes para el avance de la investigación, por lo tanto, esa investigación está en pleno curso con la Brigada de Homicidios”, señaló.

Explicó que con la Brigada de Homicidios se han tenido que repartir para investigar los casos que el Ministerio Público lleva adelante, echando por tierra eso de que las policías solo se han abocado a las manifestaciones que afectan a la zona.

Las críticas

Consultado si no pensó en quitarle el caso a la PDI, luego que los familiares de María José Zambra, criticaron su accionar porque no habían avanzado nada en 50 días que estuvo desaparecida, Adrián Vega indicó que la investigación se inició con la Brigada de Homicidios y que antes del hallazgo de los restos ya había realizado diligencias importantes en su búsqueda.

“Esperábamos encontrarla con vida, lamentablemente no fue así, pero ya habían diligencias desde la primera semana de septiembre para la ubicación de la persona, porque no era una simple presunta desgracia como alguien que hace malabarismos en la calle y se desaparece cada dos semanas y después vuelve a casa, se trataba de una madre de familia que  tenía que ir a buscar a sus hijos y no apareció, y hablando de ese tipo de presunta desgracia se trabajó de inmediato. Evidentemente que la posibilidad de avanzar en una investigación como esa sin encontrar a la persona se limita”.

Una lamentable noticia

El fiscal Vega reconoció que no se esperaban encontrar a María José, como fue hallada, indicando que se encontraron con una lamentable noticia, que se ha trabajado con el mayor ahínco y “no lo hemos dejado aparte, hemos tenido el apoyo de la familia, de la Brigada de Homicidios, no hemos pensado nunca en cambiar de policía, porque es una investigación compleja en la cual el conocimiento adquirida, el sitios del suceso y todas las diligencias que se han hecho son de vital importancia, de capital o radical importancia para poder después coligar toda la información”.

En este sentido defendió el trabajo de la policía indicando que han trabajado codo a codo, que han estado identificando lugares, recorriendo sectores con los funcionarios de la BH y la fiscal Fabiola Celis, para ir asimilando lo que le pudo pasar a María José y encontrar al autor de los hechos, “tenemos plena fe de que lo vamos a encontrar”.

No existe tal detenido

Al señalarle si era cierto que un eventual autor del crimen podría ser alguien que permanecía recluido, Adrián Vega lo descartó de plano, indicando que “si estuviese detenido estaría en el tribunal. Los fiscales y las policías trabajamos sobre la base de la evidencia, no sobre las posibilidades. La evidencia nos conduce a algún sospechoso y eso se verá en su momento, en el corto o mediano plazo, porque tengo la absoluta convicción de que se está haciendo el mejor trabajo posible y de algún modo vamos a llegar a la verdad con la evidencia que se trabaja”.

Discriminación

Acerca de la discriminación que ha acusado la familia, indicando que desde un comienzo no se les tomó muy en cuenta por tratarse de personas de escasos recursos, el fiscal regional precisa que eso no es así, indicando que conoció a una de las hermanas de María José Zambra en su propia casa cuando concurrió junto a la fiscal Celis y la policía.

“La propia fiscal Celis les ha dado todas las noticias del caso, las hermanas han aportado toda la información del caso, una de ellas estuvo acá cuando hicimos una diligencia, yo conversé con ella y le manifesté que íbamos a trabajar del mejor modo posible, aquí no interesa ni raza ni condición social, ni socioeconómica ni cultural a la hora de investigar un delito como este, tan atroz, o como cualquier otro”.

Finalmente dijo que había evidencia material suficiente como para pesquisar una pista definitiva en su momento “y tengo  plena fe y quizás tengamos noticias más pronto que tarde”.

María José Zambra estuvo 50 días desaparecida, hasta que fue encontrado su cuerpo descuartizado y abandonado en dos sectores distintos. Desapareció el 29 de agosto y se encontró el 19 de octubre.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X