Crédito fotografía: 
El Día
Las trabajadoras fueron remitidas a otras funciones en el municipio tras mutuas acusaciones con la jueza del tribunal, mientras se aclaran los hechos mediante una investigación.

Durante la última sesión del concejo comunal de La Serena el cuerpo colegiado aprobó la reasignación de tres funcionarias del Segundo Juzgado de Policía local, al tiempo que se realiza una investigación sumaria, luego que la jueza de esa repartición solicitara que las tres trabajadoras fueran removidas de ese tribunal.

Sobre las funcionarias hay algunas acusaciones en términos de sus funciones laborales que no desarrollarían bien y otros hechos que revestirían mayor gravedad. Sin embargo, el alcalde Roberto Jacob optó porque se iniciara una investigación al interior de la repartición, indicando que no podía sacar a la calle a las funcionarias sin antes contar con los antecedentes adecuados en sus manos.

“Ordené una investigación sumaria que tendrá sus resultados y se tomarán las medidas del caso, pero mientras tanto es bueno que sean reasignadas para conocer primero el resultado de la investigación, porque yo no las voy a largar a la calle así como así sin tener todos los antecedentes a la vista. Si la investigación da para sumario se les hará, mientras tanto, las funcionarias deberán cumplir funciones en otras dependencias”, señaló el edil.

El concejal Robinson Hernández planteó dudas referente a algunos hechos que se les estaría imputando a las funcionarias del tribunal como mal uso y destrucción de expedientes.

Hernández se cuestionó si “son los funcionarios los responsables únicos del clima que se está creando o está instalado en los juzgados. Porque una persona que es funcionaria pública y está en proceso de sumario se atreva, como lo dice la jueza, a destruir antecedentes, yo tengo mis dudas”.

SIN DESPIDOS INJUSTIFICADOS

Por su parte, el concejal Pablo Yáñez, quien dijo haber conversado con una de las funcionarias que han sido trasladadas del tribunal, ésta le comentó que su nivel de atención no le satisfacía a la jueza porque no podía asistir a trabajar los días sábado como se le estaría pidiendo. 

Frente al traslado de las trabajadoras, Yáñez solicitó que ese traslado momentáneo “no signifique que a priori no se le renueve la contrata”.

ACOSO LABORAL

Pero la relación de las funcionarias con la jueza del tribunal no sería solamente por las funciones que éstas desarrollan, ya que según el concejal Pablo Yáñez también existiría una denuncia de acoso laboral en contra de la magistrada, la que habría señalado que son infundadas tales acusaciones.

Frente a esto, durante la sesión donde se aprobó que las tres funcionarias permanecieran en otras dependencias, el edil serenense sostuvo que “yo no me atrevo a dar un diagnóstico ni un resultado mientras no se termine la investigación y eso mismo que han señalado ojalá que se lo cuenten al fiscal y él tendrá que evaluar todas estas situaciones y tomar una determinación, pero ellas seguirán trabajando”, dijo Roberto Jacob. 

Si son sobreseídas

Algunos concejales sostuvieron que si las funcionarias eran sobreseídas tras la investigación sumaria que se inició, todo lo que ha trascendido y las acusaciones infundadas les provocarían un tremendo daño, ante lo que el alcalde Jacob reconoció que éstas estaban en libertad para seguir las acciones que estimen pertinentes si se produce una situación de sobreseimiento. No obstante, indicó que si eran  sobreseídas no sería prudente volverlas a un tribunal donde la jueza no las quiere allí. “Si son inocentes pueden entablar demanda”.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X