Crédito fotografía: 
Archivo El Día
Para el legislador, uno de los principales inconvenientes con los que ha debido lidiar el gobierno de Sebastián Piñera son las disputas entre la UDI, RN y Evópoli para marcar presencia en los equipos.

Por Bastián Álvarez

El senador Jorge Pizarro reconoce que la intendenta Lucía Pinto ha trabajado  con buena voluntad para interactuar con organizaciones sociales y los sectores productivos de la región. Sin embargo, asegura quese cometió un error político al intentar “imponer” la llegada de Adriana Peñafiel a la presidencia de un Consejo Regional técnicamente empatado. 

En conversación con  Diario El Día, Pizarro planteó que la bajada de seremis ha sido una muestra de que el gobierno de Sebastián Piñera está trabajando de manera improvisada.

- ¿Cómo evalúa este inicio del gobierno de Chile Vamos, sobre todo después de los nombramientos fallidos de seremis y autoridades a nivel regional y nacional?

“Es evidente que han tenido problemas serios de conformación de los equipos, en el nivel central y en cada una de las regiones. No puede ser casualidad que tantos seremis que estaban nombrados hayan sido bajados o hayan renunciado por no cumplir los requisitos o por tener problemas de otro tipo. Lo mismo les está sucediendo en el nivel central. Con bombos y platillos, anunciaron el directorio de Televisión Nacional de Chile, por ejemplo, pero resulta que tuvieron que modificar o porque no se dieron cuenta que, en la nueva ley de TVN, hay una exigencia de paridad de género en el directorio y estaban proponiendo sólo a hombres. Eso les está ocurriendo bastante seguido y para el gobierno eso es un problema, porque da la impresión de que tienen pocos cuadros para asumir la responsabilidad de los cargos que requieren”

ALTA DIRECCIÓN  PÚBLICA

- ¿Se ha equivocado comunicacionalmente el gobierno regional al pedir públicamente la renuncia de los funcionarios que están por Alta Dirección Pública, tanto en medios de comunicación como en diversas actividades oficiales?

“Es no entender lo que significa la implementación de la ley del Sistema de Alta Dirección Pública, que busca que se seleccione, para determinadas funciones, a gente que tenga las capacidades técnicas o profesionales para ello, independiente del gobierno de turno. Justamente, lo que se busca es que esa gente tenga autonomía y estabilidad laboral, que no esté dependiendo del gobierno de turno.

En el gobierno pasado, eso operó bien. Ahora, si he sido elegido en un cargo de Alta Dirección Pública que es técnico pero, a la vez, el gobierno de turno quiere implementar políticas públicas completamente distintas a las que yo creo, lo más probable es que yo diga “hasta aquí no más llego, inicien un nuevo proceso y busquen a otro”, pero tiene que hacerse dentro de las normas que están establecidas y con respeto a los funcionarios que han accedido por procesos de Alta Dirección Pública. Ahí yo creo que hay una confusión de las actuales autoridades, me parece que no entendieron o les va a costar entender que hay un proceso que está establecido, justamente, para dar estabilidad a las personas que cumplen esa función”.

- En la región, se vieron los casos de directores que accedieron por Alta Dirección Pública que finalizaban sus períodos y decidieron no repostular, como es el caso de Junaeb o no seguirán, como en el caso de Serviu, pues el gobierno les pidió el cargo.  ¿Cree que eso perjudica al gobierno en la región?

“Esos son ejemplos muy claros.  Quiere decir que no se entiende el porqué de una nominación de una persona en un cargo que es elegido por un concurso de Alta Dirección Pública. Esa gente que asume esas responsabilidades las asume por un plazo determinado y la idea es que ellos vayan y cumplan una función técnica y en los servicios en los que se llama a directores por Alta Dirección Pública se requiere capacidad técnica, más que capacidad política. Entonces, se pierde esa expertise, ese conocimiento y la continuidad de los proyectos que se llevan adelante.

En el Serviu, en materia de vivienda, pasa eso, al igual que en el Servicio de Salud. Son servicios complejos de manejar, hay programas en plena implementación. Esa expertise y esa continuidad se pierden cuando llega un gobierno nuevo y quiere echar a la autoridad. Se pierde plata, se pierde tiempo, se tiene que hacer un proceso nuevo y mientras tanto, el servicio queda acéfalo y eso es lo peor que le puede pasar a la gente, porque se pierde eficacia”.

COMISIONES: "DA LA IMPRESIÓN DE QUE ESTAMOS IMPROVISANDO"

Consultado respecto de su visión acerca del trabajo de las cinco comisiones propuestas por el presidente Sebastián Piñera para la búsqueda de acuerdos con la oposición en las temáticas de salud, seguridad, infancia, paz en la Araucanía y superación de la pobreza, Pizarro afirmó que “lo que se sabe hasta el momento, es que las comisiones no están trabajando sobre la base de propuestas concretas que vengan desde el programa de gobierno. Están empezando recién a pensar en qué pueden centrar las propuestas”. El senador planteó que los gobiernos cuando asumen ya tienen prefigurado qué es lo que quieren plantear en cada tema, sin embargo en el caso dela actual administración, a su juicio,da la impresión de que se está improvisando o intentando traspasar a otros actores las responsabilidades respecto del trabajo en dichas temáticas.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X