Crédito fotografía: 
Archivo El Día
Congresistas del oficialismo insisten en que las decisiones no se acogieron por criterios netamente técnicos, como aseguró el intendente Claudio Ibáñez.

Los parlamentarios de la Región de Coquimbo reaccionaron en forma enérgica ante los cuestionamientos hechos por la exseremi del Mop, Mirtha Meléndez, quien afirmó en medios nacionales que hubo presiones para influir negativamente en contra del proyecto portuario Dominga, en el marco de la Comisión Ambiental que se desarrolló en marzo de 2017 y que terminó rechazando la iniciativa.

En ese contexto, algunos diputados ratificaron que se habría producido un intenso lobby para que la iniciativa no fructificara.

El parlamentario DC Matías Walker aseguró que “esto yo lo denuncié desde el primer minuto, en marzo del año pasado. En ese entonces, la ministra Paula Narváez me señaló que no tenía ningún sentido lo que yo estaba dando a conocer. Pues bien, lo que señala la exseremi Mirtha Meléndez en la entrevista por el fallo del Tribunal Ambiental nos da la razón a todos los que denunciamos que el proceso estuvo viciado. Efectivamente, se hizo caso omiso del Informe del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) y del informe realizado por las propias seremías “, advirtió.

A juicio del parlamentario, “hubo presiones políticas desde La Moneda para votar en un sentido contrario al que los propios seremis habían evacuado en sus propios informes. Creo que acá se les faltó el respeto a los profesionales del Servicio de Evaluación Ambiental, esto independiente de si las personas son partidarias o no del proyecto Dominga. Lo que queremos es que no se le falte el respeto a la región y que se valore el informe de los profesionales del SEA, además de considerar la opinión de las comunidades que conviven en La Higuera, que deben tener algo que decir. Existen los procesos de participación ciudadana dentro de la institucionalidad ambiental”, argumentó.

Quien se sumó a estas impresiones fue el parlamentario UDI Sergio Gahona. Sostuvo que “esto lo dijimos hace un año y lo señalamos en la Comisión Investigadora, puesto que lo denunciamos. Creo que sistemáticamente las autoridades del Gobierno de Michelle Bachelet mintieron al respecto en forma descarada, tanto las regionales como las nacionales. Lo que revela la exseremi Meléndez coincide con lo que señalamos, porque hubo presiones y hubo amenazas, por medio de tweets y whatsapps, prometiendo querellas y peticiones de renuncias, lo que realizó, entre otros, el senador Girardi. También hubo amenazas veladas por parte de la senadora Muñoz contra los seremis. Nosotros el día anterior a la votación sabíamos que iba a ser seis a seis y que el intendente iba a dirimir. Se trata de un proceso viciado e ilegal”, fustigó.

SECRETO A VOCES

El diputado UDI Juan Manuel Fuenzalida aseguró que los dichos de Mirtha Meléndez “era algo que se sabía, un secreto a voces que se conocía”, afirmó el parlamentario, subrayando que estas presiones venían principalmente desde Santiago. 

“Me parece un hecho bastante grave, puesto que primó lo político por sobre lo que establece la norma jurídica ambiental. Se cometió una falta grave por parte de la Comisión Ambiental que manejó los resultados de un proyecto que supuestamente estaba bien evaluado por el SEA. Esto viene a ratificar esta ilegalidad, puesto que no se ajustó a derecho, tanto de parte del intendente como de algunos seremis. Creo que primó un capricho político y se evaluó un proyecto que debiera haberse revisado desde un punto de vista técnico y jurídico”.

El diputado RN, Francisco Eguiguren, valoró las declaraciones vertidas por Mirtha Meléndez. “Valoro muchísimo que haya tenido la fuerza y valentía de decir por la prensa algo que yo estoy seguro que a ella le debe doler mucho y que además todos sabíamos. A nadie le gusta denunciar malas prácticas de su mismo sector y ella ha sido muy valiente en hacerlo. La verdad nunca es tarde declararla. Estas declaraciones le van a traer más de algún problema, pero ella estuvo dispuesta en honor a la verdad a confesarlas”, dijo el congresista.

Pese a confirmarse que Dominga no fue aprobado por razones políticas, Eguiguren descartó generar acciones para buscar responsabilidades. “No creo que el tema hoy día esté para buscar responsables. Lo que me importa es que un proyecto que sí cumple con la Institucionalidad medioambiental hay que proyectarlo, potenciarlo y apoyarlo”.

EN REGLA

Desde la oposición cuestionaron abiertamente los dichos de la exseremi Meléndez y aseguran que las apreciaciones de los congresistas oficialistas y de Matías Walker son atemporales.

El diputado Raúl Saldívar (PS), que además es presidente de la Comisión Investigadora del caso Dominga, desmintió que hubiese eventuales presiones políticas, como denunció Mirtha Meléndez.

Para el parlamentario, “lo más sorprendente es que la exseremi que realiza la denuncia votó a favor de Dominga. Entonces, no entiendo de qué presiones está hablando”, sostuvo Saldívar.

Por su parte, la senadora PPD Adriana Muñoz aseguró que “este proyecto fue rechazado en la región y también por el Consejo de Ministros y tiene sólidos fundamentos técnicos para su rechazo”.

Para Muñoz, “es lamentable que se esté recurriendo a exautoridades que pueden tener una opinión divergente o en contra de lo que se acordó. Pero la intención de deslegitimar o hacer aparecer esta determinación como sin bases técnicas me parece muy negativa”, concluyó. 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X