En entrevista con diario El Día, el alcalde de Coquimbo desafía al parlamentario del Octavo Distrito y admite que el comunal del PDC del puerto lo respaldó como precandidato al Congreso, gesto que está analizando, pero anticipó que cualquier decisión debe pasar por la realización de una primaria

La dura respuesta que le entregó al subsecretario Aleuy por los dichos que formuló en la entrevista que concedió a El Día donde, a juicio del edil, cuestionaba el proceder de los municipios, demostró el estilo que comenzará a utilizar el alcalde de Coquimbo, Cristián Galleguillos Vega. Esto luego que a su equipo cercano le habría confidenciado que estaba pensando seriamente en las oportunidades que se le han abierto para su futuro político. 


De hecho, antes de que concediera esta entrevista, el comunal Coquimbo de la democracia cristiana le pidió que se transformara en precandidato a diputado para las parlamentarias del próximo año. Incluso, Galleguillos no descarta igualmente estar disponible para una postulación a Core o, incluso, para intendente regional. 


En todo caso, el edil fue claro en puntualizar que cualquier decisión que adopte exigirá la realización de primarias.
En la entrevista telefónica, luego que estaba en Santiago, igualmente volvió a analizar los elementos que provocaron su derrota, aunque fue claro en precisar que aún no perdía ninguna elección popular. 


En este aspecto, admitió que estaba seguro que si los vecinos tuvieran la información “y supieran lo que este alcalde ha hecho todos los días, desde que llegué hasta el último día, otra sería la situación”. 


-¿Fue ingenuo políticamente?
“Tal vez la poca experiencia me pasa la cuenta en el sentido que estaba seguro en mi fuero interno. También mis colaboradores me informaban respecto a que la primaria la iba a ganar. Confiaba en que por la gestión y el trabajo realizado, de una u otra manera sería reconocido como obtuve los 23.500 votos en la elección grande, que es la que vale. Yo no he perdido ningúna elección popular, perdí unas primarias. El trabajo que uno hace debe ser visibilizado por la gente”. 


-¿Con el paso del tiempo se convenció de que habría sido víctima de una operación política al interior de su propio partido?
“Esa conclusión la sacan otras personas, me lo han dicho, pero no es la que yo saco. La política es así y lo que hay que hacer es convencer con tus argumentos tanto a los votantes como a los liderazgos internos del partido y en eso hago un mea culpa y ahí algo nos faltó. Ahora, nunca he sido partidario de imaginar confabulaciones o algo que no está comprobado, por lo que no me atrevería a decir aquello. Lo que sí es cierto es que hay grupos de poder dentro de la DC y dentro de todos los partidos políticos y tal vez el pecado es no haberme adscrito a ninguno de esos grupos de poder y trabajar en forma transversal con todas las colectividades y con toda la gente y pensamiento. Ahora, si eso significó que hayamos perdido la primaria, bueno, seguimos adelante y tarde o temprano la gente va a reconocer ese trabajo”. 


-¿Es cierto que la complicación interna se produjo cuando no aceptó instalar en puestos laborales a gente de las corrientes internas que usted habla?
“Adscribo a una corriente de pensamiento y valores que es la DC y lo que decía es que dentro del partido existen corrientes y uno tiene una formación y eso genera que se creen pequeños anticuerpos o algún tipo de adversario que piensan que uno no está haciendo lo que ellos quisieran. Pero uno como alcalde recibe presiones de diferentes sectores, pero al final tiene que tomar una decisión que permita beneficiar a todos los vecinos en forma transparente y si eso ha molestado a alguno y me ha significado pagar costos, bueno”. 


-¿Hace un mea culpa por su falta de empatía con los electores y vecinos y carencia de cercanía que se le enrostró en un momento?
“Soy una persona que tiene empatía con la gente, no soy agresivo o mal genio, pero en la práctica, el que me conoce sabe. Otra cosa es lo que se quiere proyectar en las redes sociales o en el tema de las campañas, crear una imagen que es falsa. Tengo 25 años de médico donde atendía 40 a 50 pacientes en los consultorios, en el hospital y mi consulta, por lo tanto ellos saben cuál es mi trato. La gente de Coquimbo me conoce y esa es una falsa imagen que se formó y lamentablemente jugaron en contra otros factores para que de una u otra manera perdiera esa primaria”. 


- Sinceramente, ¿cree que se justificaba llevar a primaria a un alcalde que recién cumplía un periodo como edil?
“En lo personal, cuando un alcalde desarrolla su labor en un periodo y lo hace en forma eficiente y hay progreso en el área de salud, vivienda, infraestructura, necesita un segundo periodo para concretar iniciativas como el Mercado del Mar, el edificio municipal y cerrar los compromisos. Por ejemplo, nos comprometimos con cuatro grandes Cesfam y se están construyendo, aunque ninguno lo alcanzaré a inaugurar. Ahora, todo lo que hice no lo desarrollé pensando en mi reelección, sino que en el futuro”. 

ACCIONAR DIFÍCIL -

¿Es complicado y desmotivante ejercer sabiendo que no continuará el próximo año?
“Es difícil, no lo niego, porque se genera un clima en el que como líder tienes que estimular y darle fuerza a tus funcionarios para seguir trabajando y sacar adelante proyectos. Por ejemplo, en las próximas semanas vamos a entregar 300 bicicletas a los alumnos de tercero medio y a eso hay que hacerle seguimiento con mucha fuerza. Yo sigo entusiasmado hasta el último día y la gente me ha hecho emocionar por el agradecimiento por la gestión que se ha hecho”. 


-¿Con el mismo entusiasmo trabajará por el candidato de su partido, Marcelo Pereira?
“Estamos trabajando. La misma noche que pierdo la primaria voy al lugar donde estaba el comando de Marcelo Pereira, lo felicito y le doy todo mi apoyo y empezamos a trabajar en lo que fue la primaria de la Nueva Mayoría y también le dije que trabajaría ahora, por supuesto fuera de mi horario de trabajo y sin ocupar recursos municipales y colocar a disposición mis adherentes. Les he dicho que hay que apoyar al candidato de la Nueva Mayoría como es Marcelo Pereira y para que continúe”. 


-¿Ha recibido presiones para colocar un sector del municipio a disposición de la candidatura de Pereira?
(Silencio). “Durante estos cuatro años, si alguien quiso presionarme se dio cuenta que eso no tiene ningún sentido y tampoco se atreven a presionarme porque hemos llevado una alcaldía local y con fuerte énfasis en lo que es la descentralización. Hemos sacado adelante proyectos como el de los casinos, puertos o como el tema de la reconstrucción. Que la gente sepa que aquí tienen un alcalde que posee las manos limpias, un alcalde transparente que cumplió con una gestión”. 


-¿Cómo lo hará para evitar politizar el evento de La Pampilla, que algunos utilizan electoralmente?
“Con esta sería la cuarta Pampilla en el cuerpo y jamás he permitido que sea instrumentalizada como una forma de hacer caja para campañas o instrumentalizada políticamente. En ese sentido, he nombrado gente de mi confianza como comisarios generales y han cumplido”. 

EXIGENCIA DE PRIMARIAS.

¿Es efectivo que el comunal Coquimbo lo proclamó candidato a diputado por la DC?
“La verdad es que no sé cuál será mi función en los próximos años, lo que sí le quiero refrendar es que el Partido Demócrata Cristiano de Coquimbo, por unanimidad de la mesa, me solicitó asumir el desafío de ser precandidato a diputado y bienvenidos todos los que quieran ser candidatos a diputados”. 


-¿Así como le hicieron primarias para alcalde usted igual exigirá primarias para diputado, independiente de que Matías Walker sea el parlamentario en ejercicio?
“Si hay más de un candidato para los cupos obviamente la manera de dilucidarlo es haciendo primarias. Creo que a nadie le va a molestar aquello, todo lo contrario, debemos estar contentos de que a través de las primarias podemos dirimir cuáles son nuestros candidatos para diputado, consejero regional o intendente. Les agradezco a mis camaradas de Coquimbo que pensaran que yo puedo cumplir un papel en la política a nivel nacional. Lo que me gusta es la alcaldía y el trabajo local, pero si en el algún momento hay que asumir ese desafío (parlamentario) lo haremos con mucha energía y alegría”.


-¿Cree que el diputado Walker estaría dispuesto a ir a una primaria?
“Él (Walker) no es dueño del partido y deberá estar dispuesto a lo que las bases determinen y si hay más de un candidato para ser diputado de la región y si hay uno que es nacido y criado en nuestra tierra me parece bien. Pero, conociéndolo, creo que aceptará esa determinación de las bases”.


-¿Será una suerte de revancha por lo que le ocurrió con la primaria de la alcaldía?
(Se ríe). “No, puede ser mi revancha personal, de qué manera puedo seguir trabajando en el servicio público. Me puedo ir tranquilamente a mi consulta médica y trabajar en mi especialidad, que es radiología, o en salud pública y en lo que he laborado toda mi vida en estos 30 años o bien puedo asumir otras responsabilidades. Todos saben cómo está la política de desprestigiada. No es agradable cuando la gente grita cosas en la calle cuando uno es un profesional. Es por ello que lo estoy analizando y no he tomado una decisión, pero es efectivo que el comunal de Coquimbo me lo ha pedido”. 


-¿También le seduce la opción de ser Core?
“Por supuesto, el CORE tiene una función trascendental y tendrá el desarrollo de los proyectos regionales y sobre todo en mi área que es salud. Pero también puede ver las condicionantes de este ámbito como es la vivienda, deporte, cultura y en eso me gusta trabajar y puedo ser un aporte a mejorar la vida de las personas. Estoy pensando en esa posibilidad y si es necesario tenemos que exigir las primarias, las que vengo pidiendo desde hace mucho tiempo, cuando desafié al alcalde Óscar Pereira padre (murió en julio de 2012), por lo que no es que hable ahora de revanchismo. Tengo la convicción de que las primarias son buenas para la política y la democracia”. 

EXCESIVO CENTRALISMO.

-Cuando sacaron a la intendenta Hanne Utreras, ella admitió que pagó el costo de no haber sido incondicional a los parlamentarios, ¿a usted le pasó algo similar al no ser incondicional a los congresistas de su partido?
“Incondicional, no, pero siempre es bueno el trabajo en equipo y en conjunto con los parlamentarios. En Chile existe un excesivo centralismo, por lo que muchas veces necesitamos a los parlamentarios para ir a Santiago a entrevistas a diferentes ministerios o relacionarnos con el poder central. Pero, efectivamente, no me abandericé con un lote específico de mi partido, sino que efectué un trabajo transversal. Cómo puede ser que para las primarias recibí el apoyo del PPD, PS, PC y mi propio partido no me proclamó candidato, pero, bueno. Dentro de la DC hay grupos de poder y tal vez, fui, no incondicional, pero a conquistar los consejeros nacionales y de gente que no conoce el trabajo que estamos realizando. Pero no quiero centrar en eso el tema, lo que me faltó a mí fue un tema comunicacional. Que la gente supiera lo que hicimos, estábamos haciendo y lo que íbamos a efectuar, esa fue la clave de la derrota y toda derrota es una experiencia y hay que tomar lo positivo. Pero no me iré de la política, me quedaré trabajando por nuestra gente”.


-Si no acepta ninguna candidatura, ¿esperará cuatro años para pedir primarias a Marcelo Pereira e intentar recuperar la alcaldía?
(Largo silencio). “Falta mucho para eso, incluso, hay gente que me ha dicho por qué no me postulaba a ser el intendente de la región. Tenemos tantas elecciones por delante y faltan cuatro años y Dios sabrá donde prestaré mis servicios. Pero me gustaría ser alcalde, aunque no soy una persona que esté enceguecido con el poder”.

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X