• Álvaro Castañón, director ejecutivo de Línea Libre
Crédito fotografía: 
Andrea Cantillanes
La fundación hizo un recorrido por varios colegios de La Serena y Coquimbo, como parte de su campaña temática para informar sobre la ayuda telefónica que ofrecen mediante el número 800 116 111 contra el acoso físico o psicológico.

La fundación Línea Libre recorrió varios centros educacionales de La Serena y Coquimbo para dar a conocer su valiosa herramienta: una línea telefónica gratuita y confidencial que trata el bullying a través de psicólogos y expertos en infancia y juventud, quienes están a disposición de las víctimas de acoso para orientarlos y ayudarlos a romper el silencio.

Álvaro Castañón, director ejecutivo de Línea Libre, declaró a Radio Mistral que la línea telefónica busca ser un canal de solución “para aquellas personas que son víctimas de bullying, para aquellos que hacen bullying e incluso para los que son testigos, porque sabemos también que la persona que hace bullying depende mucho de las risas de otros, y la risa te hace cómplice”.

Explicó que los principales problemas de convivencia en los colegios se dan por la falta de comunicación, por el desconocimiento en la activación de protocolos y en cómo abordar los problemas entre estudiantes.

“Por eso ofrecemos orientación a través del número 800 116 111, el sitio web www.Línealibre.cl, o por nuestro WhatsApp que también pueden encontrar en la página web”, agregó Castañón.

-¿Cómo ha sido la recepción de los alumnos cuando ustedes les presentan la campaña?

“Lo ven muy bien porque hoy día el bullying es muy común. La Superintendencia de Educación me mandó las cifras actualizadas de los últimos cuatro años y ha habido 14.000 denuncias, y las denuncias se hacen cuando el conflicto ya está exacerbado”.

“Yo creo que nos han recibido bien porque esta es una línea gratuita y confidencial que simplemente en los colegios se entrega una información, pero de cada uno depende si nos agrega al WhatsApp, si nos escribe en Línealibre.cl o nos llaman al 800 116 111. Ahí cada uno tiene que ver cómo quiere interactuar con Línea Libre y eso lo agradecen porque da mucho campo incluso para que los papás no puedan llamar”.

- ¿Con qué otras instituciones trabajan para formar redes y alianzas que les permitan combatir el bullying dentro de los colegios?

“Por ejemplo ahora estuvimos acá haciendo alianzas con departamentos de juventud de los municipios, con las OPD y con otras organizaciones de jóvenes y queremos que todos quienes tengan un grado de intervención con niños, niñas y adolescentes nos conozcan. Por eso queda la invitación hecha justamente porque la primera reacción en caso de conflicto con un niño es clave, uno tiene que saber cómo reaccionar, uno tiene que saber qué decir, y cuando uno no sabe que decir bueno mejor anotar en un papelito nuestro teléfono y entregarlo para que un pueda ayudar a ponderar este conflicto con los niños, porque con ellos no se puede fallar”.

“En este sentido es clave las alianzas que podamos tener con organizaciones, incluso de profesores que no se sienten personalmente capacitados como para lidiar con esto y tengan el apoyo de esta línea que no es una línea de denuncia, y también hacemos la advertencia; nosotros podemos canalizar el caso hacia abogados, hacia la Superintendencia, pero lo primero es auto componer los problemas porque si no a lo que se llega, es a que la víctima se va del colegio, el victimario es expulsado, los testigos del bullying se siguen riendo de otro compañero, el colegio le pasan una multa y todo queda exactamente igual, y esa no es la vía real de solución al problema”.

- Entonces, ¿Cuál es el proceso que ustedes siguen después del primer llamado que les hace un menor? ¿Hacen seguimiento del caso?

Los niños son los que a nosotros nos llaman, y por lo tanto, depende de si es que quieren seguir contactando o si le quedaron más dudas, o si hay otros pasos que quieran seguir después de la orientación del psicólogo. Pero nosotros nunca devolvemos la llamada salvo que se haya derivado, porque ahí también hay un tema de seguridad de los menores.

En línea libre además del bullying, también vemos temas de violencia intrafamiliar, de violencia sexual, por lo tanto es muy importante el dialogo continuo y el interés de la persona en solucionar el caso, en romper el silencio. Ya de por sí la experiencia, incluso internacional dice que cuando nos llaman es que hay un primer indicio de querer romper el silencio y eso es clave para el desarrollo del caso y por eso también nosotros vamos haciendo las derivaciones al área social y jurídica que van dejando respuestas.

- Ahora, ¿De qué otra forma ustedes enfrentan el tema del bullying escolar? Es un tema muy amplio, histórico y actualmente tiene mayor presencia en los medios de comunicación…Pero ¿Cómo ustedes pueden ayudar a que esta problemática no siga presente en los establecimientos educacionales?

Yo creo que el principal tema es informarse. También levantamos el sitio web http://paraelbullying.cl/ con toda la guía sobre cómo se reacciona ante el bullying, incluso tenemos consejos para los padres. Pero también es muy relevante hacer alianzas con otras instituciones y nosotros tenemos distintas propuestas de capacitación, tenemos propuestas grupales con niños. Hemos visto muchas campañas y muchas cosas que se hacen en los colegios, pero nunca queda una herramienta a disposición, y Línea Libre es una herramienta siempre disponible. 6101

EL CASO DE LOS VICTIMARIOS

Álvaro Castañón indicó que en muchas ocasiones los que llaman a Línea Libre son los que hacen  bullying.

“Muchas veces un niño que es agresivo pasa a nuestra línea por los problemas que tiene con el entorno, porque en la casa también genera problemas o porque lo está pasando mal y es víctima de violencia intrafamiliar. No solo hace bullying porque es malo y punto como muchas veces se cree, también hay una gama de problemas que le pueden afectar y por lo tanto también la invitación también es hablar de esos temas”, rescató.

LA FUNDACIÓN

Línea Libre forma parte de la Fundación española Anar, que se encarga de ayudar a niños y adolescentes en riesgo. A su vez, pertenecen a una sociedad internacional que reúne a 140 organizaciones. Reciben financiamiento de particulares, empresas y el Estado.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X