Crédito fotografía: 
Patricio Cortés
En la marcha se hicieron presentes agrupaciones sociales de diversos sectores del Valle del Elqui, quienes se están organizando para frenar los mega proyectos que pongan en riesgo a las personas que lo habitan, además del patrimonio y cultura que en se gesta.

Por Nataly Cortés

Este viernes al mediodía se llevó a cabo una marcha contra las torres de alta tensión  que inició en la plaza Buenos Aires de La Serena y culminó en el frontis de la Intendencia regional en donde los dirigentes entregaron una carta dirigida  la máxima autoridad regional.  Hasta el evento  llegaron diversos movimientos y grupos sociales que rechazan la iniciativa.  Cabe recordar que el proyecto Cardones Polpaico pretende levantar una carretera eléctrica entre las regiones de Atacama y Metropolitana, abarcando 20 comunas.

El presidente del Comité de Defensa Pueblos de Elqui (Codepue), Ramón Gálvez, explicó que el principal objetivo de la marcha es exponer el rechazo a los proyectos que se están instaurando en el valle del Elqui. “En particular hay una  empresa <InterChile>, que ejecutó un proyecto y por ahorrar 27 millones de dólares aproximadamente, pasó por encima de los pueblos rurales del valle afectando la salud de niños y adultos mayores que viven en esos sectores”, señaló.

Ellos aseguran que la instalación de las torres de alta tensión tan cerca de sectores residenciales como Altovalsol, El Romero genera problemas en la salud de las personas y una fuerte contaminación ambiental. “Hay daños tremendos”, advirtió Gálvez y añadió que “hay ruidos por sobre lo que indica la norma, que son 30 decibeles y en estos momentos estamos midiendo sobre los 45”, sostuvo el dirigente.

También contó que hay un recurso de casación que está en la Corte Suprema, en el que están siendo apoyados por la Clinica de Justicia Ambiental de la Universidad Diego Portales, en Santiago. “Ellos si nos escucharon y nos ayudan de forma gratuita, pues consideraron que eran válidas nuestras demandas”, comentó Ramón Gálvez.

A lo anterior suman otros 40 recursos de protección que están en la Corte de Apelaciones de La Serena, que esperan el fallo por los ruidos ambientales que provocan las torres de alta tensión, señaló el presidente de Codepue y aclaró que “no estamos en contra del desarrollo, el tema es que las empresas privadas no pueden pasar por encima de los pueblos rurales para ahorrar millones de dólares y las autoridades tienen que hacer la pega”.

Esta protesta que comenzó desde la Plaza Buenos Aires, luego bajó por la Avenida Fco de Aguirre hasta llegar a Balmaceda donde tomó rumbo hasta calle Prat y así llegar hasta la Intendencia regional, convocó a agrupaciones de diversos sectores del Valle de Elqui  e incluso desde otras regiones del país.

Tal es el caso de Claudia Arcos, una de las voceras del Movimiento Libres de Alta Tensión, en la región de Valparaíso quien dijo a El Día que “venimos a darles una palabra de esperanza para que sepan que es posible. Queremos entregarles un abrazo fraterno y explicarles que si pueden salvar su valle”, argumentando que “en la quinta región no dejamos pasar el trazado”. No obstante, lamentó que hubiera tantos vicios por parte de las instituciones  y que quedaran fuera de la participación ciudadana a la gente de La Serena.

Otra de las organizaciones que dijo presente en esta manifestación fue “Salvemos la Ruta de las Estrella”, quienes semanas atrás se trasladaron en una caravana desde el Hinojal hasta el Aeropuerto La Florida de La Serena, mostrando su rechazo en contra del proyecto de mejoramiento de la ruta -41, ya que asegura que será una autopista de alta velocidad que pondrá en riesgo la seguridad de las personas que habitan los pueblos aledaños a esta carretera.

“Lo que nosotros queremos es proteger al valle de la destrucción de lo que significan algunas obras que se están desarrollando y esto va a generar que se pierda la belleza, la cultura y el ambiente natural del valle del Elqui que es algo que lo ha caracterizado siempre”, expresó Manuel Godoy, dirigente de Salvemos las Ruta de las Estrellas, asegurando que existen más opciones y es por lo que luchan. “Buscamos que los técnicos y profesionales encargados del área analicen la situación, no solo desde el punto de vista económico, porque ese ámbito no es suficiente para preservar el valle”, apuntó.

En tanto, el consejero regional de Elqui Javier Vega indicó que lo más importante es que la ciudadanía pueda estar conforme con los proyectos que se establecen para  la región, es por esto que “se les debe tomar  la opinión. Cuando las gestiones y decisiones se toman entre 4 paredes eso significa que se esconde la información. Es necesario conversar con la gente para buscar alternativas adecuadas. Tenemos que construir en conjunto, escuchar a la gente esa debiera ser la lógica de la política regional”, manifestó.

Por otra parte, el concejal de La Serena Juan Carlos Thenoux, aseguró a nuestro medio que “este proyecto es para beneficiar a los grandes, aquí hay muchos intereses. Hubo adulteración de instrumento público y se falsificó la participación ciudadana”. En este sentido, anunció que el lunes 23 de julio se reunirán con la ministra de Medio Medioambiente, Marcela Cubillos, instancia que contará con la presencia de vecinos afectados por el polémico proyecto.

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X