• Con una revisión en terreno de las obras terminadas, las autoridades hicieron entrega formal de estas nuevas vías que unen la Parte Alta con el centro de Coquimbo
Crédito fotografía: 
CEDIDA
El proyecto superó los $1300 millones que conecta el centro con la Parte Alta y ya se trabaja en la quinta etapa que construirá calles céntricas semipeatonales, lo que preocupa a los comerciantes que podrían ver afectadas sus ventas.

Con una visita al lugar por parte de las autoridades se entregó de manera oficial la cuarta etapa del proyecto “Eje Varela-Videla” que conecta el centro de la ciudad de Coquimbo con la Parte Alta.

El seremi de Vivienda, Erwin Miranda destacó a esta obra de vialidad estructurante cuya inversión supera los $1.300 millones “y permite conectar desde la zona puerto hasta la parte alta. Con esto Coquimbo mejora la gestión de tránsito y su conectividad, agregando espacios públicos de calidad y paisajismos”

Esto porque esta etapa consideró la construcción de una doble vía desde el acceso al puerto hasta calle Melgarejo, cruzando Aldunate y continuando hasta Regimiento Coquimbo y Latorre.

LEA TAMBIÉN: Preocupados están comerciantes de Coquimbo ante futura intervención del centro

Miguel Ángel Cuadros, Director de Desarrollo Comunitario, señaló que esta obra se incluye dentro de los objetivos de la nueva administración municipal que busca recuperar los sectores cercanos al Barrio inglés “y garantizar a los vecinos y comerciantes que se entregará vida a estos lugares neurálgicos que son puntos de encuentro de la ciudadanía”.

El proyecto también consideró la pavimentación del tramo de la calle Julio Torres, hacia el sector alto y además se intervino la calle Aníbal Pinto, desde Henríquez hasta Bilbao, y las inmediaciones de la Plaza Prat.

COMPROMISO CON COMERCIANTES

Durante la visita las autoridades anunciaron el inicio a fines de año de la Quinta Etapa de este proyecto que incluye el mejoramiento del centro de la ciudad puerto con calles semipeatonales. La inversión será de más de 4.900 millones de pesos y se intervendrán calles como Aldunate y Melgarejo.

Estas obras preocupan a los comerciantes del sector, que a través de Diario El día solicitaron aplazar el inicio del proyecto programado para el último mes del año 2017, fecha en que las ventas aumentan por ser época navideña y que podría verse afectado con calles sin estacionamientos y en pleno ejecución de las obras.

Los comerciantes señalan que esto podría incluso llevar a la quiebra a más del 70% de los locales, debido a que se suma la próxima inauguración de Mall Vivo. Afectando así a más de 2.400 personas que trabajan en este histórico centro de Coquimbo.

Para la tranquilidad de los comerciantes el seremi de Vivienda, Erwin Miranda señaló que el “proyecto se les explicó a los comerciantes del sector, y se comprometió que en la etapa de ejecución serán contempladas medidas de mitigación para no afectar su actividad”.

A este compromiso se sumó el Director Regional de Serviu, Ángelo Montaño, quien agregó que “pronto estaremos iniciando la licitación de la quinta etapa que va a permitir semipeatonalizar el centro de Coquimbo y esperamos que esa obra pueda comenzar a fines de año. Para esto, tenemos que procurar que durante la construcción, los comerciantes puedan mantener su actividades y tomaremos todas las medidas para ello”.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X