Desde el municipio porteño afirman que se ejecutó un análisis arqueológico del área a intervenir en las intersecciones de las calles Aldunate, Las Heras y Melgarejo, cuyos resultados indican la viabilidad de la iniciativa que ya ingresó al Sistema de Evaluación Ambiental para su fase final de aprobación.

Nuevamente los pueblos originarios locales alzan la voz para exigir a las autoridades comunales frenar la futura construcción de estacionamientos subterráneos bajo la plaza Gabriela Mistral de la ciudad de Coquimbo, considerando la existencia de vestigios indígenas ancestrales bajo el llamado museo de sitio (Domo) ubicado en el lugar, y donde hace años atrás se hallaron 32 osamentas de la cultura Las Ánimas.

El proyecto debe ser ejecutado por la empresa Concesiones Coquimbo S.A. que está a cargo de administrar los aparcaderos de la comuna por un periodo de 30 años, y en la actualidad la iniciativa ya cuenta con los diseños de ingeniería y arquitectura, además del estudio de impacto en el tránsito. Con ello la propuesta hoy está haciendo ingreso al Sistema de Evaluación Ambiental para así terminar con el último trámite administrativo, y tras su posible aprobación el inicio de las obras sería inminente.

Para ejecutar la construcción de más de 320 estacionamientos subterráneos en 4 niveles en las intersecciones de calles Aldunate, Las Heras y Melgarejo, se realizaron un total de 14 excavaciones mandatadas por la concesionaria para el levantamiento de las zonas arqueológicas, y dar paso a un estudio que permitió definir la factibilidad del proyecto.

Los resultados del análisis y un estudio de mecánica de suelo arrojaron que en los terrenos se pudo haber desarrollado alguna actividad de culturas originarias, pero las muestras indicaron que en la zona a intervenir solo existen restos de conchuelas y acumulación de rellenos. Así, se consolidó la posibilidad de edificar aparcaderos soterrados mediante mecanismos que resguarden el lugar ante un hallazgo indígena importante, y que permitan trabajar  en su rescate.

NO AL PROYECTO. Para los pueblos originarios locales el estudio realizado no avala el desarrollo del proyecto e insisten en que las autoridades deben reconsiderar su ubicación, aludiendo al convenio N°169 y la ley 19.253 respecto a protección  de Patrimonios Ancestrales Indígenas.

Sobre la postura de los representantes de las culturas indígenas se dialogó con la presidenta de la Asociación Indígena Elquinos Llastay y representante del pueblo diaguita ante el colectivo canadiense Emma Pereira, quien aseguró que la organización se opone rotundamente a la construcción de estacionamientos subterráneos en un lugar, que consideran, debe ser preservado patrimonialmente.

“Nos oponemos al proyecto y no permitiremos que un lugar donde existen vestigios de nuestras culturas sea intervenido no respetando el convenio 169. Vamos a interponer un recurso de protección lo antes posible, ya que las autoridades no comprenden el respeto hacia nuestros ancestros y a la fecha ni siquiera nos citan a una reunión para zanjar esta controversia. Tal cual sucede hoy en el sector Olivar, donde actúan sin conciencia alguna”, manifestó Emma Pereira.

Así, la postura de la representante de los pueblos originarios es clara y aseguró que “protestaremos, nos encadenaremos y agotaremos todas las instancias para que el proyecto no se ejecute. Hay muchos otros lugares para realizar la iniciativa, pero la tozudez de las autoridades es incomprensible. La advertencia está hecha y no permitiremos más atropellos”, concluyó.

DESDE EL MUNICIPIO. Para el municipio de Coquimbo la habilitación de aparcaderos soterrados en la zona centro es una necesidad que posee la ciudad y la comunidad, y es parte del contrato firmado entre la casa edilicia y la empresa Concesiones Coquimbo S.A. Iniciativa que también aseguran cumple con la normativa vigente para ser ejecutada en el lugar escogido.

Sobre ello se dialogó con el Secretario Comunal de Planificación (SECPLAN) de Coquimbo Luis Henríquez, quien argumentó la postura de la administración comunal considerando los estudios arqueológicos realizados en la plaza Gabriela Mistral, y aseveró que los resultados sustentan el desarrollo del proyecto en el lugar. Claro, resguardando algún hallazgo indígena importante que se pueda encontrar.

Según el SECPLAN, “se ha hecho todo en forma apegada a la normativa existente y se efectuaron muestreos de pozos arqueológicos. Si bien hay vestigios indígenas, no impiden la construcción de los estacionamientos, y en el caso de encontrarse algún tipo de elemento se aplica el protocolo de parte del Consejo de Monumentos Nacionales para verificar si es factible avanzar en la construcción o no, y las medidas de mitigación a adoptar”, detalló Luis Henríquez.

No obstante, hoy el proyecto entró al Sistema de Evaluación Ambiental, y “la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) considera una etapa de consulta ciudadana y exposición del proyecto. Allí la comunidad podrá generar observaciones y realizar sus consultas, que deben ser respondidas por la empresa concesionaria”, concluyó el Secretario Comunal de Planificación.

De avanzar la propuesta, la concesionaria deberá comenzar la construcción de los estacionamientos subterráneos antes de octubre del año 2017, considerando también que el contrato vigente le exige la edificación de otro recinto similar en el futuro. 4801i   

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X