• El recinto emplazado en Los Vilos iniciará sus operaciones en marzo próximo y se constituye en una sentida demanda que existía en el Choapa por un establecimiento de educación superior.
Crédito fotografía: 
El Día
El edificio que había sido construido para el fallido proyecto del Liceo Marítimo de Los Vilos ahora estará a cargo de Ceduc UCN y en marzo de este año abrirá sus puertas para impartir 6 carreras diurnas y vespertinas.

Fue por años denominado el “elefante blanco” de la firma del grupo Luksic. El 2009 y con la presencia del  presidente del directorio de Antofagasta Minerals y Minera Los Pelambres, Jean-Paul Luksic, se ponía la primera piedra de lo que sería el edificio del Liceo Técnico Profesional Marítimo de Los Vilos. Según se dijo en esa oportunidad, buscaba potenciar el crecimiento global de la región, mediante una integración de las diferentes actividades económicas más relevantes de la zona.

En el marco de su RSE (Responsabilidad Social Empresarial), la iniciativa fue financiada en un 100% por la fundación Minera Los Pelambres e implicó una inversión cercana a los 7 millones de dólares. Para su puesta en marcha, contaría con el apoyo de la Fundación Almirante Carlos Condell de la Armada.

Se trataba de un edificio moderno, con infraestructura y tecnología de punta, en el que se impartirían las carreras de Acuicultura y Pesquería, principalmente, incorporando, además, materias como Mecánica General y Elaboración de Alimentos. Poseía una superficie aproximada de 10.000 metros cuadrados construidos, a los que se sumaban 800 metros cuadrados de patios, circulaciones cubiertas y una hectárea de patios al aire libre.

Además, contaría con biblioteca, sala de computación, de profesores,  laboratorio de química, 16 aulas y cuatro talleres, además de comedor, casino para profesores, una sala múltiple, cocina, bodega, patio de servicio, internado y departamentos de vivienda para docentes. De primer nivel, sin duda.

Se dijo que abriría sus puertas en marzo de 2010 y que tendría capacidad para 720 alumnos, de los cuales 624 podrían optar a un régimen de internado, mientras 96 acudirían en forma externa. “Nos hemos comprometido en crear una institución capaz de recoger las inquietudes de cientos de jóvenes de la región de Coquimbo”, afirmaba Luksic en la ceremonia. 

Pero pasaron los años y a la postre esto nunca ocurrió. En principio existieron divergencias sobre si era conveniente o no establecer un recinto con especialidades del área acuícola, sector que en definitiva no es tan explotado en el Choapa. No habría campo para que los egresados pudieran ejercer. Con posterioridad se planteó que sólo tendría carácter técnico, pero vinieron las complicaciones para acordar con las autoridades locales quién se haría cargo de la administración del recinto, de los profesores, de todo lo que involucraba.

Finalmente el proyecto nunca prosperó y el imponente edificio se mantuvo por casi una década sin uso. Eso hasta ahora.

 

UNA LARGA ESPERA

Las autoridades de la provincia de Choapa siempre han planteado la necesidad de que exista un recinto que pueda albergar la demanda educacional de nivel superior en ese territorio. 

Existió la esperanza en este sentido cuando el actual gobierno anunció que concretaría la construcción de un Centro de Formación Técnica en la región. En ese momento Denis Cortés, edil de Illapel, y Manuel Marcarián, alcalde de Los Vilos, iniciaron fuertes gestiones y presentaron los argumentos para demostrar ante los encargados de tomar la decisión, que el CFT debería emplazarse en las comunas que ellos representan.

Sin embargo en abril de 2015 y tras el análisis, se anunció que se optó por levantarlo en Ovalle, generando la molestia de los ediles, quienes acusaron sentirse “abandonados y postergados”, declarando incluso que fueron víctimas de las “políticas centralistas”.

Conocida la noticia, Cortés planteaba que lo consideraba “una gran injusticia” pues “como alcalde golpeé todas las puertas, hablé con mucha gente incluso pedí audiencia con el ministro, pero no alcancé a ser recibido”.

En declaraciones a El Día, recalcó que se suponía que el CFT iba a instalarse en donde la necesidad no estuviese cubierta “y hoy día Ovalle ya cuenta con una cantidad importante de centros de formación técnica. La verdad es que yo estoy muy molesto, porque una vez más nos sentimos postergados”, dijo.

Asimismo, indicaba que detrás de la determinación había fines electorales. “Ovalle tiene más votación que la provincia de Choapa, por lo tanto, los parlamentarios, algunos andan muy contentos porque lograron su objetivo”, especificaba.

En la misma línea expresaba su molestia Manuel Marcarián. “En la comunidad hay mucha rabia, porque también se habían ilusionado, pero las autoridades saben que nosotros cuando no somos escuchados tenemos otras formas de lucha”, señalaba a este medio.

Sin embargo, esto que en su momento se veía negativo, al parecer logró remover las conciencias y abrir nuevas puertas, esta vez desde el mundo privado. Dado que ya existía esta infraestructura, comenzó a surgir la idea de crear en el abandonado edificio del liceo marítimo un CFT. Los Pelambres recogió la demanda y comenzaron las gestiones.

EL DESPERTAR DE UN ELEFANTE DORMIDO

La buena noticia se dio a conocer. A fines de 2016 se firmó un convenio de cooperación que permitiría la concreción del primer Centro de Formación Técnica en la ciudad de Los Vilos, el cual suscribieron CEDUC UCN y Minera Los Pelambres, a través de su fundación.

Este documento establecía la entrega en comodato de dos edificios de 3.600 metros cuadrados por parte de Fundación Minera Los Pelambres y un mandato para que la entidad educacional “termine, habilite y equipe el recinto” con el fin de operar en ellos el primer CFT de alta excelencia de la provincia del Choapa.

Finalmente el proyecto comienza a ver la luz. De hecho, hace algunos días, a través de un comunicado de prensa, la compañía minera informó que el inmueble se encuentra en su última etapa de habilitación. Para ello, dispuso una inversión de 3 mil millones de pesos para implementar el recinto y acondicionarlo con los requerimientos de cada especialidad.

Según se indicó, las obras se encuentran en su etapa final, esperándose la recepción municipal para abrir sus puertas en marzo. 

Incluso, ya se ha realizado el proceso de inscripción de los estudiantes. Existirían a la fecha 233 alumnos matriculados en algunas de las 6 carreras disponibles: educación de párvulos, electricidad y eficiencia energética, maquinaria pesada, mecánica de equipo pesado, operación de plantas mineras, y enfermería y telemedicina. 

“El periodo de matrícula comenzó en octubre y hasta ahora se ha tenido un gran resultado”,  destacó Jorge Araneda, gerente de Sustentabilidad de Minera

Los Pelambres, quien agregó que el proyecto ha captado el interés transversal de los jóvenes de toda la provincia y que eso ha significado que ya se registran 4 carreras cerradas (enfermería y telemedicina, educación de párvulos, maquinaria pesada y operación de plantas mineras). “Esto está en línea con los compromisos de la compañía en relación a entregar mayores posibilidades de educación y oportunidades a los vecinos de Los Vilos, Illapel, Salamanca y Canela”, precisó. 

Óscar Romero será el director del Ceduc UCN Choapa, quien destacó la posibilidad que tendrán los alumnos de acogerse a la gratuidad que otorga el Estado, cumpliendo con los requisitos definidos. “Aquí hay una sinergia importante en beneficio de todos los vecinos del Choapa. Por lo mismo, invitamos a todos los interesados para que se acerquen a conocer la sede”, puntualizó. 

Las dependencias del CFT, ubicado en las inmediaciones del acceso norte a Los Vilos, contemplan salas, laboratorios y talleres completamente equipados con la tecnología que requieren las distintas especialidades, casino, biblioteca y una multicancha. Todo dispuesto para recibir a los más de 250 estudiantes que se esperan cursen las carreras en jornada diurna y vespertina.

 

ABRIENDO OPCIONES

José Luis Ulloa egresó el 2014 de educación media. Como le ocurre a muchos jóvenes de esa zona, no pudo continuar sus estudios por falta de recursos económicos, por lo cual debió ponerse a trabajar. “Yo soy de Salamanca y se me hacía difícil pagar una carrera, además tenía que viajar, pagar el arriendo”, indica.

Pero cuando se enteró que se abriría este CFT su visión cambió. Estaría más cerca y además le permitiría estudiar una carrera vespertina, pudiendo complementar estudios con trabajo. “Aproveché la oportunidad, porque me di cuenta que era duro trabajar por el mínimo”. 

Estudiará técnico en operador de planta minera, carrera que aparte de gustarle le posibilitará trabajar en la zona “y quedarme con mi familia y no dejar mi tierra”, expresa emocionado. Postuló además a la gratuidad y espera obtener resultados positivos “nada es imposible”, remarca. 

Similar satisfacción dice sentir Michaele Cortés, quien vive al interior de Salamanca y estudiará enfermería y telemedicina. “Estoy muy contenta, porque queda cerca de mi casa, si no tendría que haberme ido a La Serena o Viña del Mar, que sale más caro”, precisa.

Estudió en un liceo técnico en Illapel y salió el 2015. Lo que la tiene más feliz, argumenta, es que postuló a la gratuidad y la obtuvo “estoy muy contenta”, recalca. 

Por su parte, Matías Tapia es de Los Vilos y ya está matriculado en la carrera de Operador de Plantas Mineras. Manifestó que lo valioso de este proyecto es que permite nuevas oportunidades de educación. “Es muy importante para la comuna y la provincia, ya que no todas las familias tienen los recursos para mandar a estudiar a sus hijos a Santiago, Viña o La Serena. Es una gran ayuda”, relató.

En tanto, Marcelo Álamos egresó de cuarto medio del Liceo de Salamanca. También destacó el valor de estar cerca de la familia. “Es bastante bueno para la descentralización. Va a quedar mucho trabajo de nivel técnico dentro de la comuna y provincia, y los alumnos que egresen de ahí quizás quieran seguir trabajando acá”, precisó. 

APOYO DE LA AUTORIDAD

Se espera que este nuevo CFT beneficie a las comunas de Los Vilos, Illapel y Salamanca, pero también a Canela, donde, a pesar de estar más apartada, de igual forma valoran la iniciativa.

Su alcalde, Bernardo Leyton, manifestó que para ellos es muy relevante contar con este recinto en la provincia de Choapa, pues si bien es cierto están a cerca de 70 kilómetros de distancia “ya hay una cantidad importante de estudiantes de nuestra zona que están matriculados”.

Lo importante, dice el edil, es que además ha permitido que gente que está trabajando actualmente pueda acceder a las carreras vespertinas. “Hay mucha gente que por distintas razones no habían podido continuar sus estudios, muchos de ellos que trabajan con nosotros”, pero ahora, agrega “se han dado el espacio y en el futuro podrán volver a ejercer a la comuna, pero con mayores conocimientos”.

Como municipio, señala, se va a ir en apoyo de estos estudiantes. Indicó que pese a que en Los Vilos se está trabajando en un tema de residencias “los más probable es que la gente de Canela va a viajar todos los días”. 

Todo se ha hecho en coordinación con la municipalidad, de hecho representantes del CFT expusieron el proyecto en el concejo municipal “se ha dado a conocer también a través de las radios, se fue a promocionar a nuestro liceo”. 

La autoridad comunal plantea que son muchos los interesados de la comuna “y creo que han incluso sobrepasado las expectativas que tenía en propio centro”. 

Es muy significativo a su juicio además, porque evita en alguna medida la migración de los jóvenes. “Es muy importante que ya tengamos una alternativa académica importante, con acreditación, por lo tanto considera gratuidad”, especificó Leyton.  

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

Vida Hogar

 

 

X