• Foto: Lautaro Carmona
    Foto: Lautaro Carmona
Crédito fotografía: 
Foto: Lautaro Carmona
El ex alcalde de la comuna de Coquimbo, conversó con Radio Mistral y se refirió a la información emitida desde la administración de Pereira, que señala que el municipio porteño adeuda a la fecha más de 7 mil millones de pesos.

Diversas reacciones ha generado la información emitida desde la actual administración municipal de Coquimbo, que encabeza Marcelo Pereira, la que señaló que actualmente la casa edilicia de la comuna puerto tiene una deuda de más de 7 mil millones de pesos.

Dentro de la cifra entregada por Patricio Reyes, administrador municipal, al concejo comunal, este miércoles, se incluye la deuda flotante de 1.700 millones, además de otros item, que incluyen una deuda sobre los 2.300 millones en relación al edificio consistorial.

En este sentido, Radio Mistral conversó con el ex alcalde de la comuna puerto, Cristian Galleguillos, quien se refirió a la información emitida desde la administración de Pereira, indicando que durante su gestión se hizo todo de manera transparente.

“Cuando se habla de una deuda del año 2016 se están refiriendo en gran parte a la gestión que encabecé yo, pero me llama la atención que hayan esperado o que hayan pasado 6 meses para emitir esas declaraciones, yo no tengo mayor conocimiento del porqué, pero me parece extraño esas sumas de dinero, porque en el momento que nosotros nos fuimos en noviembre, no cerramos el año contable, ese fue trabajo de la actual administración, pero siempre todos los informes recibidos por nosotros hablaban de una deuda no mayor a los dos mil millones, la deuda del municipio en el cierre de nuestra gestión eran cerca de 1.700 millones", indicó.

"Yo diría que habría que ver de qué manera están calculando esos 7.200 millones. Aquí se entregó una cifra que anteriormente reiteré y no sé si la actual cifra incluye gastos operacionales o de inversión, que esos son otros ítem que incluyen proyectos como el consistorial. Ahora bien en el tema operacional,hay que ver que pasó en estos 7 meses, de noviembre hasta hoy, si el déficit operacional que se puede haber producido puede transformarse en deuda y ahí hay un tema de ingresos, como tener una caja equilibrada para pagar gastos.Si todo eso lo pusieron en la deuda, claramente causa un desorden de tipo financiero, pero si es correcto que el déficit operacional puede transformarse en deuda cuando el municipio no es capaz de generar ingresos para estos gastos”, agregó.

Leer también: Deuda municipal de la comuna de Coquimbo alcanza los $7.272 millones

Edificio Consistorial

Al ser consultado sobre el edificio consistorial y la nueva información que señalan que el proyecto terminaría costando cerca del doble de su valor inicial, Galleguillos señaló que durante su gestión se realizaron todos los procesos de manera transparente y se entregó el proyecto con un 60% de avance.

“Una cosa es la deuda y otra es la inversión, en relación al edificio consistorial, el municipio está invirtiendo recursos, en este proyecto nosotros no teníamos deudas, es más habíamos traspasado los recursos comprometidos desde el municipio al Gore. Nosotros logramos el compromiso y financiamiento a través del Gore, de un proyecto total de 18 mil millones, 13 mil aportaba el Gobierno y el municipio los otros 5 mil, esa es la realidad. Posteriormente con el Tsunami, se solicitó un suplementario para mejorar el recinto y con el paso de los meses la empresa comenzó a solicitar presupuesto adicional y eso es lo que se debe determinar, los profesionales deben determinar si se justifica o no, es un tema de gestión y profesionalismo, la contraloría ha revisado el proyecto y no ha encontrado irregularidades, desde la licitación, hasta la ejecución de la obra.El edificio consistorial nunca estuvo detenido durante mi gestión, salvo cuando ocurrió el maremoto y se logró entregar el proyecto con un 60% de avance", indicó.

"Entendemos que no es fácil la relación con estas empresas tan grandes, pero siempre se pagaron los compromisos. Claramente se está generando un problema ahora que la empresa está solicitando más recursos, ya que esto genera un encarecimiento en la terminación del edificio consistorial. Este es un proyecto muy antiguo pasando por muchas administraciones anteriores, nosotros lo que hicimos fue conseguirle el financiamiento y ejecutarlo en su mayoría. De ahora en adelante las autoridades deben hacerse responsables al igual que la empresa, que se determine si es necesario un presupuesto adicional y que se hagan las investigaciones correspondientes. Pero se debe hacer esa gestión, no se puede dejar ese edificio que presenta un 60% de avance, se necesita retomar de una vez por todas y sacar adelante el proyecto", agregó.

Finalmente volvió a reiterar que le parece extraño el tema del monto adeudado por el municipio y espera que todo esto no sea con temas políticos.

"Yo no sé de donde salieron los 7.200 millones de deudas. Espero que los funcionarios y profesionales del municipio que trabajaron conmigo y que me informaron sobre la deuda de 1.700 millones, puedan rectificar esto y quien informó esa cantidad la pueda comprobar. Espero que esto no tenga fines políticos, yo me he puesto a disposición del municipio, he hablado con el alcalde Pereira y espero que este municipio pueda salir adelante. Pero yo estoy tranquilo porque en la gestión que yo encabecé está todo claro y transparente", finalizó .

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital