• Son más de 30 cajas con libros nuevos los que fueron encontrados en la basura.
  • Personal del municipio visitó el lugar junto al denunciante, para recopilar antecedentes.
  • Cada una de las cajas tiene la etiqueta correspondiente, información que puede ser relevante para determinar responsabilidades.
Crédito fotografía: 
Cedidas
El vecino Justo Henríquez, quien realizó la denuncia a través de redes sociales, tras la publicación del hecho tiene prohibido el ingreso al vertedero. Desde el Mineduc, a través de la Superintendencia de Educación, además de Contraloría y el Municipio se buscan a los responsables.

Hace algunos días, Justo Henríquez, habitante de Vicuña, ingresó como de costumbre hasta el vertedero de dicha comuna, dónde diariamente se dirige para realizar labores de recolección y reciclaje, labor que le permite generar recursos para el sustento de su familia.

Mientras recorría el lugar, se encontró con la sorpresa de que habían más de 15 cajas selladas, con el logo del Ministerio de Educación. Estas estaban llenas de libros nuevos, material educativo para la enseñanza de Mapudungun entre otros textos, razón por la cual decidió denunciar el hecho a través de redes sociales, publicando un video que se volvió viral.

Según relata en su video, las cajas tienen fecha del año 2016 y se trata de textos nuevos, los que prácticamente fueron arrojados a la basura.

“Encontré varios libros educativos en el vertedero de Vicuña. Estaban en cajas empaquetadas con el logo y la fecha correspondiente y me parece una pena que estén botados y no hayan sido regalados a personas que realmente los necesiten”, indicó en la grabación que realizó en el lugar.

Problemas por la denuncia

Tras la viralización del video, Justo denunció que no ha podido volver a ingresar al vertedero, ya que se le ha prohibido el paso tras hacer público este hecho.

Esto le ha generado un tremendo problema, ya que diariamente se dirigía al lugar para recolectar y reciclar diversas especies que allí encontraba, las que posteriormente vendía, para generar recursos para su familia.

"Regresé al vertedero y tengo prohibido el acceso. Esto es una represalia a la denuncia que hice, necesito trabajar, soy recolector y ese lugar era mi trabajo", señaló Justo Henríquez, denunciante.

“Tras hacer la denuncia volví al vertedero y me encontré con una mala sorpresa. Yo vivía del vertedero, donde realizo recolección de latas y cosas que después vendo para tener sustento para mi familia y ahora me prohibieron la entrada. Están tomando represalias por lo que denuncié y necesito ayuda”, finalizó en el video.

Pese a este problema, Justo llevó todos los libros a su hogar ubicado en calle Freire 251 y los está regalando a quienes los necesiten.

Indignación desde el Mineduc

El Seremi de Educación, Claudio Oyarzún, manifestó su total rechazo a esta situación denunciada, considerando los esfuerzos que realiza el Gobierno para entregar este tipo de material educativo a los estudiantes.

“Como Ministerio de Educación manifestamos nuestro total rechazo a esta situación, ya que se trata de un material educativo de un valor muy considerable por su contenido. Es un recurso educativo que el Gobierno pone a disposición de los estudiantes para complementar su proceso de aprendizaje, por eso lamentamos mucho que estén botados y valoramos mucho la preocupación de la persona que realizó esta denuncia”, indicó.

“Como Ministerio de Educación manifestamos nuestro total rechazo a esta situación, ya que se trata de un material educativo de un valor muy considerable por su contenido", indicó el seremi de Educación, Claudio Oyarzún.

De inmediato tras conocerse la denuncia, desde la Seremía de Educación se notificó a la Superintendencia de Educación para iniciar una investigación que determine la razón por la cual los libros terminaron en la basura y no llegaron a manos de los estudiantes.

“Estamos haciendo nuestras propias averiguaciones, tratando de establecer porque este material fue desechado y no entregado a los estudiantes como corresponde. Paralelo a ello, presentamos la denuncia en la Superintendencia de Educación y serán ellos como institución fiscalizadora quienes establecerán las responsabilidades según corresponda”, finalizó la autoridad educativa.

16 cajas con 20 tomos cada uno de libros nuevos, fueron encontrados en el vertedero de Vicuña.

Si se determina que se registró un incumplimiento por parte de algún establecimiento educacional, podría perder la entrega de los textos escolares, ya que estarían faltando al compromiso de usar este material educactivo en beneficio de los estudiantes. 

Municipio reúne antecedentes

Desde el municipio de Vicuña se ha iniciado una investigación, según lo expuso el alcalde de Vicuña,Rafael Vera Castillo, quien lamentó profundamente esta situación. 

“Hemos hecho una investigación en el Departamento de Educación para saber si tenemos algún antecedente ahí, pero la información preliminar es que no, se había mencionado que podría ser la de Diaguitas que es de carácter intercultural, y la verdad es que ellos aseguran que no y nos dan algunos indicios, por ejemplo nos indican que ese año 2016 en segundo básico, ellos tenían 19 niños y aparecen más de 100 libros, eso de alguna manera va indicando, porque el Ministerio de Educación entrega un libro por alumno”.

"Nosotros haremos llegar al Ministerio de Educación toda la información que tengamos", señaló el alcalde de Vicuña, Rafael Vera.

Otra de las informaciones que aclara la primera autoridad de Vicuña es que el vertedero es de carácter privado, por lo que también ingresan particulares al lugar.

“Ya hemos recibido un informe preliminar de nuestros recolectores del camión de la basura, pero eso lo estamos investigando, nosotros haremos llegar al Ministerio de Educación toda la información que tengamos, para que evidentemente ellos puedan tomar alguna decisión”, finalizó.

Así también la municipalidad de Vicuña tomó como dato los números de las órdenes de compra que había en las cajas, como una forma de investigar también desde donde venían.

En cuanto al vertedero, es de administración privada, por lo que el municipio no tiene injerencia en la prohibición del ingreso al lugar. 5801

Contraloría se hace parte de la investigación

A raíz de la denuncia ciudadana sobre textos escolares de Mapudungún abandonados en el vertedero de la comuna de Vicuña, la contraloría regional de Coquimbo inició una fiscalización de oficio en la Municipalidad de Vicuña y en los servicios públicos en que resulten pertinentes.

Con ese objetivo concurrió hasta la Municipalidad de Vicuña una funcionaria de la Contraloría Regional para determinar por qué esos textos aparecieron en ese lugar.

La fiscalización también involucrará a la Seremi de Educación de Coquimbo, por la responsabilidad que le pudiera caber en este caso.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X