Crédito fotografía: 
Archivo
El sector ubicado a pocos kilómetros de la Caleta El Toro, fue destacado a nivel internacional por la relevancia que posee para la biodiversidad de flora y fauna del territorio, posicionándose como un oasis natural único en la zona

Por Camila González Espínola – El Ovallino

Una gran noticia para la provincia limarina se dio a conocer hace algunos días, se trata del reconocimiento entregado a la Desembocadura del Río Limarí, en que se declara como un nuevo humedal de importancia internacional, con esto se pone en valor y en la mira mundial uno de los tesoros naturales con los que cuenta el territorio, y que es de vital importancia para la biodiversidad de la flora y fauna. 

El nombramiento otorgado se denomina “Sitio Ramsar”, un destacado sello internacional en que se reconoce la importancia de las reservas de agua de un territorio para la creación de espacios, donde se genera un ecosistema único, concentrando mucha variedad de animales y plantas. Además, promueven su cuidado y preservación.

Cabe destacar, que la categorización otorgada se debe a que en el sector ubicado a unos 80 kilómetros de Ovalle, se genera una amplia biodiversidad biológica, alcanzando más de 130 especies de animales y plantas.  Además, allí habitan 32 especies de plantas endémicas, como el copao (Eulychnia acida) y 16 especies de animales incluyendo la lisa (Mugilcephalus), la iguana chilena (Callopistesmaculatus), el cururo (Spalacopuscyanus) y el sapo de atacama (Rhinellaatacamensis), una especie clasificada como vulnerable según la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

Según lo explicado por el Departamento de Turismo de la Municipalidad de Ovalle, el importante nombramiento se logra tras un trabajo que partió en un Centro Neotropical de Entrenamiento en Humedales durante el año 2006 y que posteriormente reunió a la Conaf, la comunidad local, el Gobierno Regional, Ministerio de Medio Ambiente y el Centro Cultural Libertad.

Desde el Centro Cultural Libertad se refirieron al reconocimiento, realizando un llamado a no quedarse solo con el título, sino que a trabajar en la gestión de este importante socioecosistema, con el involucramiento de la comunidad local y “por supuesto, la idea no es dejar el humedal como un sitio prohibido, sino más bien acordar la forma de usarlo sin afectar su conservación en el tiempo, es allí donde cobra relevancia la cooperación entre los distintos actores como las instituciones del estado, las ONG, la academia, los propietarios y la comunidad local para definir la mejor administración del sitio”.

Por su parte, el alcalde Claudio Rentería, manifestó que “nos enorgullece como ovallinos que se otorguen este tipo de distinciones para nuestro territorio, esto da cuenta de la importancia mundial que posee nuestra comuna, y esperamos poder seguir trabajando con la comunidad local para proteger el ecosistema del lugar”.

Un oasis natural

La desembocadura del Río Limarí, es un sector que hoy pasa a ocupar una categoría a nivel internacional, es el humedal costero más extenso de la comuna de Ovalle, con cerca de  20 km de largo, desde el puente de Salala hasta la desembocadura en Caleta El Toro; deslinda con el Parque Nacional Bosque Fray Jorge, y por lo tanto, es parte de la Reserva de la Biosfera declarada por UNESCO.

Con la diversidad natural que posee, este lugar pasa a convertirse en un sitio de singular valor ecológico por ser un hábitat de reproducción, refugio y alimentación de un número importante de avifauna nativa y migratoria, como también ser fuente de alimento y agua para las comunidades aledañas.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital