Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Uno de los factores detrás de la agudización de la problemática es el efecto de la situación económica y sanitaria, que ha aumentado la cantidad de hogares dentro de asentamientos precarios.

El Ministerio de Vivienda y Urbanismo informó que actualmente faltan 512.762 viviendas a nivel nacional. Esta cifra se compone a partir de los datos de la encuesta Casen en Pandemia 2020, la cual sostiene que el déficit es de 438.113 viviendas, y el catastro del Minvu de la situación de campamentos y tomas a la fecha, que señala que existen 74.649 hogares viviendo en asentamientos irregulares a lo largo del país.

Para el caso de la Región de Coquimbo, se requieren 16.803 viviendas, mientras que el catastro de familias en campamentos llega a los 1.042.

Cabe destacar que el déficit habitacional cuantitativo es un indicador indispensable para la gestión de la cartera, que permite conocer los requerimientos de viviendas nuevas, y que se calcula mediante la suma de tres componentes: Viviendas Irrecuperables; Hogares Allegados; y Núcleos Familiares Allegados y Hacinados.

De acuerdo al Minvu, la situación económica y sanitaria ha provocado un traspaso de hogares hacia campamentos, cambios en las condiciones laborales y sanitarias que pudieron llevar a los hogares a compartir su presupuesto, y el perfil de los hogares y núcleos allegados ha cambiado, transitando a una mayor vulnerabilidad.

Sobre esto, el ministro de Vivienda y Urbanismo, Felipe Ward, aseguró que “el aumento sostenido de tomas y campamentos en el país nos preocupa y ocupa, por lo que enfrentar el déficit habitacional es una prioridad nacional. Las políticas implementadas en los últimos años han ayudado a contener el déficit, pero creemos que, más que contenerlo, hoy debemos disminuirlo. Para eso, junto a representantes de la academia, gremios, dirigentes sociales, sociedad civil, parlamentarios, fundaciones y centros de estudio, estamos trabajando en una nueva política habitacional con nuevas herramientas que sean capaces de entregar mejores soluciones en un menor tiempo, con mayor superficie, y viviendas emplazadas en los mejores suelos de Chile”.

En abril, el Minvu convocó al Diálogo Nacional por la Vivienda y la Ciudad, instancia de trabajo que reunió a 25 representantes de instituciones, con el fin de abordar medidas concretas para enfrentar las urgencias en materia habitacional y urbana. Estas 20 propuestas fueron presentadas en junio, entre las que se encuentra: Desarrollar planes estratégicos de vivienda por ciudad, consolidar la micro radicación y fortalecer el Banco de Suelo público del Minvu, entre otras.

Entre otras iniciativas, el Minvu a través del “Desafío 100+100” triplicará las soluciones habitacionales por año dirigidas a familias que viven campamentos, pasando de 65 a 200 asentamientos precarios. Desde el 2018 se han cerrado 231 campamentos en el país y se ha entregado solución habitacional a más de 15 mil familias. Cabe destacar que en 2020 se entregaron más de 43 mil subsidios de arriendo de emergencia y este año van más de 34 mil.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X