Crédito fotografía: 
Bastián Salfate Kastner
En su visita a Radio Mistral, el clérigo se refirió al propósito del trabajo pastoral que ha llevado a cabo desde hace 6 años en la región de Coquimbo, orientado en dar acogida a todos los “huérfanos” de otras iglesias y encantar quienes no pertenecen a ninguna congregación, sin exclusiones de ningún tipo.

Este originario de la provincia del Elqui emprendió su camino espiritual hace 32 años y hoy es siervo arzobispo de de la Iglesia de la Unidad, perteneciente al Patriarcado Ortodoxo de Naciones, cuya diócesis tiene presencia en Argentina, Uruguay y Paraguay. Alexandros Vladyka es enfático en señalar que la “buena nueva” merece ser compartida a todos los seres humanos sin distinción. En su cosmovisión confluyen la doctrina del cristianismo con ideas propias de la cultura occidental, como el respeto a los derechos humanos, las libertades civiles, la estricta tolerancia y la preservación de la dignidad humana. No es casualidad, pues Vladyka se subordina a las ordenanzas del  Patriarca Nicolás I de Francia, líder del sínodo que reúne a los obispos y arzobispos de América y Europa.

¿Cuál es el aspecto distintivo de su iglesia que la separa de católica apostólica romana?

Quizás en religión no deberíamos hablar de diferencias sino más bien de lo que nos une y eso es que todos somos el pueblo de Dios y por tanto reconocemos a Cristo como verdadero Dios y redentor. También hay una iglesia que peregrina en este mundo terrenal, que quiere que todos lleguen al conocimiento de la verdad y que sean incluidos en el camino de la gracia y de la vida sacramental, sin excluir raza, cultura, ni opción de vida particular. Nosotros no excluimos porque Jesucristo en ningún texto de su Evangelio lo hizo, él no condicionó la vida sacramental a nadie. Debemos tener una estructura y un orden, pero orientado a la dignidad del ser humano, en la igualdad de derechos y obligaciones.

¿Qué hay de aquellos pasajes bíblicos hostiles a la homsexualidad presentes en el Antiguo Testamento?  

Estos textos bíblicos son un compendio de una cultura que lleva 5600 años de historia, donde pasaron diferentes procesos y hay que ir al inicio de ese proceso, a la base cultural de ese momento en el que se escribió. Hoy con Cristo toda esa posición, cruel e inmisericorde de un Dios lejano ya no existe. En el Evangelio el Señor llama a la autoconversión, a la comunión de vida eclesial, a que todos lleguen a este conocimiento de la buena nueva del Evangelio y que todos seamos libres en el amor.

¿Cómo fueron los comienzos  de sus servicios pastorales en la zona?

Hace unos años llegamos dos monjes sacerdotes a Chile, de nuestras respectivas casa de formación en el extranjero, con la misión de compartir el Evangelio. Hoy día tenemos fundación en varias regiones del país y aquí en la zona tenemos una parroquia que ya fue elevada a la dignidad de obispado, que es la Santa Madre de Dios del Valle del Elqui. Hay un abanico de posibilidades que ya se han ido trabajando en la zona hace ya 6 años, con el objetivo de que las personas que se han sentido huérfanas de sus comunidades religiosas reciban aquí, quizás, la capacidad de sentirse como nosotros, que somos todos pecadores y a la vez redimidos.

¿Cómo se puede revertir descrédito generalizado de la sociedad hacia algunas instituciones religiosas?

Primero que todo, nosotros creemos y sostenemos que sólo los feligreses de sus respectivas iglesias pueden juzgar sobre la vida de su jerarquía y de la respuesta que esa jerarquía deba darle a ellos, no corresponde que otras religiones e iglesias comenten sobre la vida interna que los feligreses no corrigen, porque son ellos quienes le dan la continuidad y la manutención a cada comunidad religiosa.

¿El clérigo ortodoxo también asume el voto de celibato?

En nuestra realidad tenemos dos líneas, una es la comunidad diocesana, que son los sacerdotes en este caso, que viven en pareja siguiendo su libre albedrío; está también la parte erimítica o de vida contemplativa, que somos nosotros los monjes, célibes por voluntad y no por un voto que nos obliga, sino por una promesa que renovamos diariamente y una vez al año con el obispo cuando profesamos el voto de obediencia. Históricamente el celibato se dio por una necesidad administrativa, pero no es teológico ni dogmático.

¿Hay una apertura de la iglesia en el tema de la diversidad sexual?

No hablamos de apertura, pues creemos que es normal en la naturaleza humana, lo anormal son todas aquellas cosas hechas para dañar deliberadamente al otro. Vivir la sexualidad es un don de Dios, porque te permite conocer tu propia identidad y relacionarte socialmente en paz y respeto con los que te rodean. Por ende, nosotros tenemos la bendición de conservar ciertos ritos del pasado, de la iglesia primitiva, que se llama "adelfopoiesis", que es un rito de bendición sacramental administrado por el sacerdote para las personas llamadas "homoparentales". Jesucristo dijo "ay de quien cambie una palabra o letra de lo que enseño”, y en ninguna parte del evangelio sale una exclusión hacia los homosexuales, término que ni existía en esa época, pues se usó en el siglo XVIII o XIX con Sigmund Freud y Carl Jung. Jesucristo sólo se enfureció cuando el templo se profanó con el comercio, pero se enoja por esa cosa puntual, no por la opción personal de cada persona de amar y ser amada. Deberíamos preocuparnos de un salario digno, de que todos reciban la misma cantidad de beneficios, que haya una probidad en la administración tanto pública como privada.   

¿Existe libertad de filiación política?       

Claro, solamente se tiene que ser consecuente, una doctrina atea no puede tener un militante cristiano observante, es como inconsecuente.

¿No es curioso cómo la Iglesia ortodoxa Rusa, la más numerosa del mundo, tuvo mayor autonomía tras el triunfo de la Revolución de Octubre?

Existe el patriarcado de Kiev en Ucrania, la madre de toda la Rusia ortodoxa. En 1917, con la revolución bolchevique, se pierde eso porque los bolcheviques ateos eliminaron parte de la jerarquía, la llamada “Rocor” partió al exilio en las Américas, de ahí ellos tienen una autonomía.







 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X