Crédito fotografía: 
Abby Herrera
El dirigente político dice que hubo egoísmos e intereses que no permitieron enfrentar unidos como oposición la elección de constituyentes. De todas formas destacó que en el PPD, un 60% de los candidatos son independientes y cerca del 68% son mujeres.

El secretario nacional del PPD, Sebastián Vergara Tapia, afirmó que su colectividad hizo todos los esfuerzos posibles y hasta el último minuto para enfrentar unidos la elección de los constituyentes, pero que esto no se logró porque primaron los egos e intereses por sobre los deseos de la ciudadanía. También se mostró optimista de que su candidato presidencial, Heraldo Muñoz, será el que represente a la oposición en la elección de Presidente de Chile.

-¿Cómo están enfrentando el proceso eleccionario que se viene para el mes de abril?

“Es un proceso súper desafiante, para los partidos de la centroizquierda, porque al menos hay nueve partidos más que se disputan el electorado. Para el PPD obtener un buen resultado sería mantener lo que tenemos y mantener los porcentajes nacionales, pensar en un crecimiento sería bien alocado y no estamos disponibles para contarnos una historia que no tiene un asidero desde la propia política. No esperamos tener un triunfo y tener muchos más alcaldes, muchos más concejales, un triunfo es mantener lo que tenemos, que son cerca de 200 concejales a nivel nacional, 30 alcaldes, 8 diputados y ese es un desafío”.

-Una elección importante es la constituyente y la oposición se presenta dividida, ¿cómo analizan esa situación?

“Nos parece nefasto, nosotros creemos que es un error profundo y que esperamos que no tenga las consecuencias que esperamos puede tener, que es básicamente que la lista de derecha, teniendo un tercio de los votos, pueda obtener el 50% y, por ente, frenar las reformas que la ciudadanía nos está pidiendo. Creo que eso es lo que está en disputa y nosotros, los movimientos de izquierda, no fuimos capaces de suplir con unidad, con una lista única que reflejara el porcentaje que tuvo el apruebo, versus el porcentaje que tuvo el rechazo”.

-¿Hubo intereses personales que primaron o es la misma pelea de siempre?

“Creo que esta cuestión, a veces, es más rasca de lo que todos pensamos. Aquí triunfaron los egos, el deseo de demostrar cuánto constituyente llevo yo como partido versus el objetivo grande de una Constitución que responda a las demandas ciudadanas. Ese era el objetivo que todos queríamos. Nosotros como PPD tenemos tranquilidad de haber planteado hasta el último la necesidad de unidad y ante eso lo que hicimos es que a lo menos las listas del PPD tuvieran un 50% de independientes y sobrepasamos esa meta, el 60% de constituyentes que lleva el PPD son independientes y algo así como el 68% son mujeres. Por ejemplo, en la Región de Coquimbo es una candidata independiente, cercana al partido, que comparte los ideales progresistas, pero no es militante”.

-Este conglomerado de oposición luchó contra la dictadura y ahora enfrenta elecciones separados, ¿cree que no aprendieron nada del pasado?

“Yo creo que estamos en período de cambio, de fase mental de la política. Todo lo que aprendimos, que lamentablemente nuestros padres, nuestros abuelos aprendieron de la dictadura, se vio reflejada en los primeros años de gobierno, pero después se fue perdiendo ese aprendizaje y hoy día estamos en un ciclo que va a cambiar. Hoy día tenemos un desprecio de la política que a los políticos nos tiene a nivel de los violadores de niños, pero cuando pasan estas crisis siempre hay una oportunidad y creo que están germinando nuevos brotes que tienen que ver con una mayor participación ciudadana. Tengo mucha confianza en lo que va a ser una nueva constitución, que permita reforzar la posibilidad de que la ciudadanía intervenga en las apreciaciones de los políticos y que las apreciaciones de los políticos no sean de señores que van con terno y corbata al Congreso o que están en el gobierno, que sean decisiones de la ciudadanía, creo que ese es el principal desafío de la nueva Constitución”.

-Como partido han tenido problemas internos serios, ¿cómo los han ido solucionando?

“Sí, hemos tenido problemas internos, pero si no los tuviéramos sería fome estar en política, pero más bien los hemos solucionado con diálogo. Tuvimos una disputa por quién era el presidenciable del PPD que fue dura entre Francisco Vidal y Heraldo Muñoz, hasta el día que triunfó Heraldo Muñoz y Francisco Vidal se demoró solo media hora en reconocer los resultados, actitud súper caballerosa de su parte y hoy tenemos candidato único”.

-En el PS les apareció Paula Narváez, que es una dura candidata.

“Sí, parece una buena candidata, una excelente mujer y tenemos que ganarle en la urna, para ser Presidente de Chile tenemos que ganarle a todos, ese es el desafío que nos hemos puesto”.

-Las encuestas señalan a Daniel Jadue (PC) como el presidenciable más importante en este momento, ¿cómo van a amagar esa candidatura?

“Pensamos que tiene un nivel de adherencia ciudadana importante, pero creemos que está muy líquido todavía el escenario político, pese a la fecha que estamos. Creemos que tenemos una oportunidad para llegar a una elección en que le ofrezcamos un camino distinto, no revolucionario, sino un camino donde se resguarde el crecimiento, pero también el orden público y los deseos de prosperidad de los chilenos que es lo que nos piden”.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X