Crédito fotografía: 
El Ovallino
A partir de este mes la empresa Cormar Bus subió en $500 las tarifas de todos sus trayectos. Las otras compañías de transporte se sumarán a esta medida en los próximos días.

El Ovallino

En la presente semana pasajeros que viajaron desde Ovalle a La Serena o Coquimbo, y viceversa, se llevaron la ingrata sorpresa de que la tarifa del traslado volvió a aumentar su precio.

Específicamente la empresa Cormar Bus elevó en $500 el valor de todos sus trayectos, de esta manera, si la semana pasada un pasajero de Ovalle pagaba $3.000 para llegar a la capital regional, a partir de esta semana pagará $3.500, de igual forma, si tan solo pagaba mil pesos para trasladarse hasta la localidad de Recoleta, ahora lo hará por $1.500.

Asimismo, el alza se aplicó para adultos mayores, estudiantes y usuarios frecuentes.

Hasta el cierre de esta edición, y pese a los infructuosos esfuerzos de Diario El Ovallino por contactarlos, los administradores y propietarios de la empresa Cormar Bus no emitieron declaraciones para justificar esta alza.

Sin embargo, un comunicado de la administración de la empresa Serena Mar, la cual también aumentará en $500 el precio de sus pasajes pero a partir del martes 12 de octubre, reveló la razón de esta medida.

“Debido a las fuertes alzas de combustible experimentadas y al encarecimiento propio de los insumos que nos ayudan a mantener y poder operar nuestras maquinas, nos vemos en la obligación a reajustar nuestras tarifas”, esbozó el comunicado

Por su parte, el boletero de los buses Cortés Flores, Camilo Rebolledo, señaló que “hasta ahorita no me han ordenado subir la tarifa, hay algunos pasajeros que ya me iban a pasar 3.500 pero yo les expliqué que aún mantenemos la misma tarifa, pero posiblemente a partir del 12 de octubre podría haber un aumento”.

Esta situación despertó la indignación de los diferentes usuarios del transporte. Por ejemplo, Alejandra Gallardo, quien manifestó que “es súper injusto, hoy mientras venía viajando me tocó ver el caso de un adulto mayor que venía con su platita justa, además el peaje no ha subido de precio como para pensar que ellos suban los pasajes”.

Sebastián por su parte cree que cualquier aumento por mínimo que sea puede afectar el bolsillo de la gente trabajadora, “está mal el alza de los precios, aunque sea por 500 pesos, porque en estos tiempo es escaso el dinero y sobre todo el dinero en efectivo, además, aunque entre comillas ‘haya pasado un poco la pandemia’, es complicado que le suban el precio a la gente, muchos de ellos tienen sueldos escasos”, acusó el joven.

En esa misma línea, el estudiante universitario Carlos Carvajal declaró que “es fome que suba el pasaje porque ahora con el viaje de ida y vuelta gastaré siete mil pesos, yo soy de acá de Ovalle y por la pandemia cada cierto tiempo debo viajar a La Serena por las clases presenciales”.

Da manera un poco más comprensiva, pero igual de extrañada, se manifestó la señora Beatriz, quien cree que sería mejor que todas las empresas de buses mantengan un mismo valor, “yo puedo estar de acuerdo con que suban los pasajes, porque sé que la bencina subió de precio, pero todos los buses deberían subir lo mismo porque la distancia es la misma, yo pago adulto mayor y en algunos pago $2.000 y en otros $1.750, no entiendo eso, es mucho”, apuntó.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X