Crédito fotografía: 
Alejandro Pizarro
Luego de que la región de Coquimbo avanzara a fase de Apertura Inicial, se ha registrado una alta afluencia de visitantes en las comunas de Vicuña y Paihuano. Si bien la reactivación es una buena señal para los locatarios de la zona, que esperan salvar la temporada, los ediles invitan a no relajar las medidas sanitarias para evitar rebrotes.

Sin duda el año 2020 ha sido completamente distinto a lo habitual, debido a la crisis sanitaria que nos acompaña hace más de ocho meses. Tanto los ciudadanos como los sectores productivos han debido adaptarse a vivir en modo Covid, implementando medidas sanitarias para continuar en funcionamiento.

Bajo este escenario, desde que llegó la pandemia a la región, el sector gastronómico y hotelero se ha preparado para enfrentar la apertura en medio de la emergencia, luego de varios meses de pausa.

De esta manera, cuando la zona avanzó a fase 4 de Apertura Inicial, los restaurantes comenzaron a abrir sus puertas de manera gradual, y diversos servicios  iniciaron la reactivación.

Asimismo, de la mano del desconfinamiento, empezaron a llegar los primeros turistas al Valle de Elqui, específicamente a las comunas de Vicuña y Paihuano, donde se ha registrado alta afluencia de público.

Reactivación

Ayer, el conocido restaurante Halley de Vicuña, abrió sus puertas. Cristian Torres, su administrador, comentó a El Día que en su primera jornada de funcionamiento llegó la cantidad de personas que esperaban y que casi parecía un día de verano.

“Nos demoramos en abrir porque nos preparamos muy bien en el tema de los protocolos sanitarios, tratamos de cumplir en un 100%, tanto con nuestros clientes como con el personal, por eso nos tomamos un tiempo más largo para poder funcionar”,  explicó Torres.

Hasta el mes de diciembre el funcionamiento del recinto será de jueves a domingo, sin embargo irán evaluando el flujo de visitantes para ver si amplían su apertura para los días de semana.

Tal como lo ha hecho Cristian, los restaurantes y alojamientos han estado trabajando en la instalación de demarcaciones, alcohol gel, distanciamiento del mobiliario, entre otras exigencias que realiza la autoridad sanitaria. Lo anterior, con el fin de hacer los lugares seguros para sus clientes, trabajadores y que no se generen contagios.

“Ha sido bastante arduo el trabajo de todos estos meses. Desde agosto que nosotros estamos trabajando en la instalación de los protocolos sanitarios, la idea es que no nos pasara lo mismo que a las regiones del sur, que aperturaron y muchos de los empresarios de esa zona no sabían de los protocolos, por lo tanto, nosotros nos pusimos rápidamente con la Corporación de Desarrollo Productivo manos a la obra y empezamos a trabajar con ellos”,  señaló la directora regional de Sernatur, Angélica Funes.

Por su parte, Cristian Sáez, gerente de la corporación Municipal de Turismo de Vicuña, detalló que hasta el viernes en la comuna elquina estaban funcionando 45 empresarios de alojamiento y gastronomía, que cuentan con certificado de confianza turística y auditoría sanitaria que efectúa la Corporación de Turismo al 100%.

“No hemos tenido ningún local cerrado y hemos registrado una alta demanda turística estos días que han pasado, segundo fin de semana que estamos con capacidad casi total de aforo de esos restaurantes y  servicios de alojamiento, por lo tanto tenemos una  evaluación muy positiva. Sin embargo, el llamado es a cuidar a los trabajadores, empresarios y a los turistas, por lo que seremos rigurosos y al que no cumpla, le vamos a cerrar el establecimiento”, aseguró.

Llegan turistas

Hace una semana que la comuna de Paihuano levantó la barrera sanitaria que tenía al ingreso del territorio, la que permitía la toma de temperatura de sus visitantes e impedía el paso a quienes no residían en ella.

“El hecho de haber sacado la barrera significó que en los recientes fines de semana, haya subido una cantidad importante de visitantes, hasta el punto que el sábado pasado no habían estacionamientos en Pisco Elqui”, señaló su alcalde, Hernán Ahumada.

El edil confesó que el flujo de personas permitía una reactivación de la economía, ya que hace una semana atrás contaban con un 20% de sus atractivos turísticos activos, mientras que ahora el 60% de ellos están operando en Paihuano.

“Por el lado económico todo bien, nada que decir, vamos aumentando y eso se está viendo positivo, pero por el otro lado, la complicación es que las personas que llegan a la comuna lo hacen sin ninguna medida preventiva, sin mascarilla”, acusa.

Reservas en verano

Desde Vicuña, Sáez indicó que tenían reservas tomadas hasta el 31 de diciembre de este año. “Estamos esperando ver cómo se comporta la región en las próximas semanas. Estamos en la etapa de observancia para reactivar, donde hay varios empresarios de alojamiento que ya tienen reservas en un 35% en enero, febrero e inclusive marzo”, comentó.

En tanto, Ahumada fue cauto en cuanto a las proyecciones para los meses de veranos, especialmente porque los últimos dos fines de semana hubo muchos turistas.

“Si bien la gente de Paihuano es muy respetuosa y responsable en el tema del covid, hay gente que viene de afuera que no cumple para nada con las medidas, por lo que esperamos no se generen rebrotes en un par de semanas más, pero existe el riesgo, por lo tanto no podríamos hacer una proyección futura”, reflexionó.

Por otro lado, la directora de Sernatur, Angélica Funes, destacó el evento del Cyber Week Coquimbo, desde hace unas semanas, instancia que permitió concretar ventas a futuro.

“Hoy podemos decir que tenemos empresarios que ya tienen reservas hasta el mes de marzo del 2021”.

El nuevo visitante

Gabriela Maluenda es de Coquimbo y este fin de semana decidió subir a visitar el Valle de Elqui, lugar que no disfrutaba hace dos años.

Fue uno de sus primeros destinos tras el encierro, “quisimos venir ahora para ver cómo estaba porque acá hace mucho calor, es rico el ambiente, es rica la comida”.

“Había más gente, más de la que pensábamos”,  confesó con sorpresa la coquimbana, quien valoró las medidas de resguardo que se habían implementado, puesto que estaban todos los espacios demarcados, con alcohol gel, el uso de mascarillas y la distancia física, lo que le dio tranquilidad para recorrer el sector. Sin embargo, admitió que de momento no saldría del país, que no le daba seguridad, por lo que mantendrá un turismo local por lo que dure la pandemia.

Gabriela es el claro ejemplo del nuevo turista al que están apuntando los distintos rubros, en conjunto con Sernatur, quienes se encuentran ad portas de lanzar su campaña de difusión en esta materia.

“En el contexto que el turista internacional no va a estar presente en nuestro país como años anteriores, hoy día el foco a nivel nacional es de atraer a nuestros propios turistas y ahí la región de Coquimbo tiene un plan de difusión bastante potente, que comienza ahora en este mes de noviembre”, manifestó Funes.

La directora de Sernatur añadió que “el nuevo perfil de turista va a estar pendiente si en el alojamiento, en la gastronomía, u en otros atractivos, van a estar presentes las medidas sanitarias. Es un turista más informado, que va a ser el primer fiscalizador si es que no están los protocolos instalados, ese es el turista que hoy día estamos esperando”.

Apertura con cautela

Pese a la gran convocatoria de visitantes que estas últimas dos semanas ha recorrido las comunas del Valle de Elqui, hay empresarios que no han querido abrir sus puertas aún.

Ese es el caso de Juan Luis Muñoz, dueño del tradicional local Juanito Primero, conocido por sus juegos y sándwiches en la comuna, quien expresó que mantendrá sus puertas cerradas como medida preventiva, esperando volver a funcionar pasado el 15 de diciembre.

“Hoy día es incierto, si bien anda mucha gente en el Valle, tenemos claro que podemos contagiarnos. No queremos que mañana digan que falleció el dueño de los jugos Juanito Primero, queremos cuidarnos, estar seguros que tendremos una apertura segura, así que hemos tomado la decisión, por el momento, de no abrir”,  indicó Juan.

Una decisión que comparten otros empresarios, quienes han sostenido diversas reuniones de coordinación.

“Yo creo que voy a abrir recién en marzo si es que aparece vacuna, pero no está en mis planes todavía”, confesó Marco Espejo, dueño del Hotel Santa Cecilia de la comuna de Paihuano,, quien admitió que prefiere anteponer la salud de su madre, adulta mayor, que exponerla al virus.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día