Crédito fotografía: 
Twitter
Luego de publicar el tuit, el protagonista de la historia recibió cientos de comentarios de personas que empatizaron con su situación personal, mayoritariamente de quienes también fueron víctimas de bullying.

No cabe duda que el bullying escolar, sea cara a cara o por internet, deja daños emocionales en las personas que, en muchos casos, son casi imposibles de reparar. Producto de esto es que muchos optan por olvidar sus años de escuela debido a las malas experiencias.

Fue el caso que dejó en evidencia un joven argentino llamado Agustín Traversaro a través de su cuenta de Twitter, donde publicó la captura de pantalla de una contundente respuesta que le dio a excompañeros de colegio que lo habían invitado a una cena de reencuentro.

El muchacho fue agregado a un grupo de WhatsApp que se llamaba “La falsa cena”. Luego de recibir la invitación al encuentro, Agustín optó por dar una respuesta en la que dejó en evidencia la molestia contenida hacia ellos.

“Si quieren hacer una cena reencuentro con sus ex compañeros por qué mejor no se dignan primero a pedirle perdón a los compañeros a los que le hicieron la vida imposible con su permanente bullying”, respondió.

Agustín, que es estudiante de Psicología, prosiguió diciendo que encontraba “hipócrita” la actitud de sus excompañeros, ya que querían hacer un encuentro con gente a la que le “habían hecho la vida imposible”.

“En lo personal, espero que la vida tenga el agrado de no cruzarnos nunca y espero de corazón que esto sea recíproco conmigo”, expresó.

Tras eso expresó lo siguiente: “Si hay confianza y amistad, las jodas (bromas) valen hasta que expresen lo contrario. Pero nadie, nadie debe bancarse giladas (problemas) que no son de uno. Me dinamitaron la autoestima mucho tiempo, pero me las banqué (aguanté). Pero hay gente que mata o se suicida por eso”, afirmó.

Por último, el estudiante expresó a los aludidos que deberían replantearse situaciones como ser amigos de un “violento abusador”, para luego despedirse con un irónico “saludos compas”.

Luego de publicar el tuit, el protagonista de la historia recibió cientos de comentarios de personas que empatizaron con su situación personal, mayoritariamente de quienes también fueron víctimas de bullying.

El caso de José Antonio Neme

Esta situación hizo recordar lo expreado por el periodista de Mega José Antonio Neme hace tres años en el matinal Mucho Gusto, donde expresó que “no quería volver a ver a su excompañeros de colegio”.

“Lo revertí. Yo a mis compañeros del colegio no me interesa verlos nunca más, y lo digo abiertamente. He recibido varios correos, y probablemente algunos de ellos me están viendo ahora”, comentó, asegurando que no le interesa asistir a las reuniones de ex alumnos que lo invitan. “No quiero saber nada de ellos. No me interesa volver a juntarme con ellos y punto. Así es que no me escriban ni en redes sociales, ni en Facebook, ni en nada”, enfatizó en la oportunidad.

Tras eso agregó: “Yo desafío a algún compañero mío de colegio que llame por teléfono. Yo no miento. Yo desafío a contrastar posturas, ahora que somos adultos, y recordar algunas escenas del colegio, y vamos a ver si eso es bullying o no”.

Aquella conversación se dio en un contexto de debate dentro del panel sobre el tema del bullying y acoso escolar.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

Radio elDía

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X