Contenido de José Manuel Pizarro

Chato

Una casona aldeana, conocida y eso, revive retrato de morador abastero e investigador aficionado en la cultura diaguita. Cuando la Fiesta Patronal del pueblo reúne a quienes conocieron a tan recordado personaje. Donde quedó un dicho a modo de saludo.

Leer más

Centella

un hierbatero curioso, amante de la naturaleza, deja receta para prolongar la existencia en este mundo circunstancial. Cuando la naturaleza resulta madre y madrastra. Donde pasan y pasan los años y la fuente de la juventud no es otra cosa que una utopía.

Leer más

Globos

Una ribereña diaguita, decidida y tenaz, envía un par de mensajes para cumplir deseos secretos en la capital mistraliana. Cuando las hadas actuales vuelan tal como en el inicio de los globos aerostáticos.

Leer más

Pesebres

Un apretón imprevisto, enredo misterioso, confunde propósitos para razonadores naturales en la región de los valles. Cuando tal como en el cancionero español no sale la cuenta porque falta un churumbel. Donde la picardía en la palabra escrita retorna libre.

Leer más

Lemur

Un navegante cercano, marino de agua tranquila, sugiere versos nerudianos para amores contrariados en la lonja ribereña. Cuando tal como un moais pascuense custodiaba la entrada al callejón de los duendes. Donde la cazuela lugareña, por unos días, se cambió por la sopa marinera, sin aliños.

Leer más

Cariblanco

Un milagro cordillerano, cortado, leche y sal, prodiga satisfacción para amantes de la naturaleza en la lonja ribereña. Cuando los bailahuenes, chachacomas y la salvia obran milagros para el bienestar humano.

Leer más

Gavilla

Un saludo audiovisual, pajita mistraliana, revive viaje trasandino para ribereños elquinos en una era sanjuanina. Cuando la puebleria latinoamericana luce tal como una parva de paja al sol. Donde la imagen y la voz acortan distancias.

Leer más

Aguadera

Un manantial pequeño, agua de los pajaritos, inunda la imaginación creadora de pastores serranos en la montaña diaguita. Cuando el verano caliente motiva búsquedas incesantes de arroyos, abrevaderos y otros recursos hídricos para calmar el calor y la sed.

Leer más

Villanas

Una aladura atractiva, picadora rasante, sugiere cautela para montañeros temerarios en la región de los valles, Cuando el agua de los arroyuelos, manantiales y vertientes naturales escasea tras las llanuras y matorrales.

Leer más

Secretos

Una vasija diaguita, comedera de arcilla, reserva secretos para los viajeros de todos los tiempos en pueblo con sabor a maíz . Cuando  el transeúnte curioso por el triángulo de la greda, el mimbre y la pescadería suele quedarse con la  vasija premonitoria.

Leer más