ex ministro jackson exige disculpas públicas y una indemnización

Diputados locales responden tras ser demandados: “se quiere judicializar una opinión política”

El ex secretario de Estado acusa de que, junto a otros diputados de la UDI, lo habrían relacionado al “caso convenios” y al robo de computadores desde la cartera que dirigía. En esta línea, el ex titular del Ministerio de Desarrollo Social y Familia afirmó que, sin ningún antecedente meritorio ni comprobable, se cuestionó su honorabilidad, credibilidad y honestidad, entre otros aspectos.
miércoles 03 de abril de 2024

En julio pasado, más de una veintena de computadores y una caja de seguridad fueron robados desde el interior del Ministerio de Desarrollo Social y Familia (MIDESO) en Santiago.

El hurto, que sucedió en medio de la investigación por el “caso convenios”, generó que diputados de la Unión Demócrata Independiente (UDI) solicitarán la renuncia de su titular, Giorgio Jackson. Esto, por su supuesta responsabilidad en ambos hechos.

“Resulta absolutamente inevitable relacionar el robo con el denominado ‘caso convenios’, en el que la fiscalía investiga la posible defraudación de más de $14 mil millones por parte de diferentes fundaciones, como Democracia Viva además de Urbanismo Social, que están directamente vinculadas con partidos políticos, entre ellos, Revolución Democrática (RD), que precisamente fue fundado por el ministro de Desarrollo Social”, afirmaron en una carta dirigida al Presidente Gabriel Boric.

En esta línea, agregaron que ambos hechos no sólo revisten suma gravedad en materia delictual, sino que también desde el punto de vista de la fe pública, porque la gran mayoría de la población ha relacionado el hurto en el MIDESO como una “operación política” para ocultar la información vinculada con el eventual fraude al Fisco que se indaga.

“Producto de lo anterior, es que tal como se lo hemos venido advirtiendo hace más de un mes, la presencia del ministro Giorgio Jackson en la actual administración no resiste ni siquiera un día más, puesto que su presencia no hace más que generar un enorme daño a nuestra sociedad, a las instituciones y a la credibilidad en general de la política, arrastrando incluso a su propio gobierno a niveles de desaprobación que hoy se vuelven incalculables”, señalaron los parlamentarios de la UDI en el escrito.

De esta forma, a pesar de que renunció pocos meses después, el ex titular de MIDESO no olvidó esta situación, y es así como esta semana presentó una demanda en su contra por cuestionar su honorabilidad, credibilidad, honestidad, probidad y capacidad. Esto, sin ningún antecedente meritorio ni comprobable.

“Resultan mínimamente temerarias estas acusaciones sostenidas tan solo sobre la base de meras y aparentes creencias o asociaciones populares que, hasta la fecha, no se han demostrado ni se podrían llegar a demostrar como ciertas, permitiéndose incluso los autores de la carta concluir, desde la base de premisas falaces, que la presencia de nuestro representado en el Ministerio de Desarrollo Social ‘no hacía más que generar un enorme daño a nuestra sociedad, a las instituciones y a la credibilidad en general de la política, arrastrando al gobierno a niveles de desaprobación que hoy se vuelven incalculables”, asegura la defensa del ex secretario de Estado.

Es así como la acción judicial, ingresada por el abogado Miguel Schurmann, no solo exige las disculpas públicas de los diputados, sino que también, paguen las costas del proceso, además de una indemnización que deberá verse en su momento.

Cabe destacar que la demanda incluye a Juan Manuel Fuenzalida y Marco Antonio Sulantay, diputados UDI por la región.

Precisamente este último, manifestó que se encuentra tranquilo ya que actualmente los hechos se están investigando y es así como, en esta etapa, el ex ministro Jackson tiene el derecho a presentar las acciones que estime convenientes.

“Se verá en su tiempo, si lo que planteamos en un momento determinado, acerca de eventuales participaciones o responsabilidades en el robo de computadores (...), si efectivamente tiene la razón. Claramente tiene el derecho de querellarse. Pero, insisto, ambas situaciones están siendo indagadas y esperamos una resolución lo antes posible”, dijo.

En tanto, Fuenzalida, sostuvo que el ex titular del Ministerio de Desarrollo Social y Familia está tratando de limpiar su imagen con esta demanda de indemnización por perjuicio

“Acá no se trata de pedir disculpas, sino que (Jackson) quiso judicializar una opinión política que, por lo demás, mantenemos. Es el fundador de RD y a razón de eso, fueron los miembros de su partido los que cometieron el desfalco en Antofagasta. Era ministro del MIDESO cuando se desaparecieron los computadores además de la caja fuerte con documentos que aún no sabemos que contenían”, concluyó.