Miércoles 29 de Junio de  2022
CLÍNICA CORDILLERA

Caso Pola Álvarez: Los datos claves de cómo se gestó el ataque revelados en la formalización

En prisión preventiva quedaron los dos enfermeros acusados del delito de homicidio calificado frustrado en contra de una colega, Pola Álvarez, hecho ocurrido el pasado domingo en Las Condes.

Escrito en PAÍS el

La Fiscalía Metropolitana Oriente obtuvo la prisión preventiva para ambos imputados por el homicidio calificado frustrado en contra de la enfermera, Pola Álvarez, en las cercanías de la Clínica Cordillera en Las Condes el pasado domingo.

El fiscal Francisco Lanas solicitó dicha medida cautelar para Patricia Henríquez Cortez (36 años) y Enrique Hanson González (40), quienes son enfermeros de profesión.

Durante la audiencia de formalización, Lanas indicó que el ataque apuntaría a rencillas anteriores y con “total menosprecio por la víctima, lo que contradice a la profesión”.

Previamente, el prefecto Víctor Ruiz, jefe de la Brigada de Homicidios, aseguró que la motocicleta en la que se habría trasladado el atacante -y que es de propiedad de Henríquez- fue modificada para no ser identificada por la policía.

Asimismo, dijo que tras la detención de los acusados en sus respectivos domicilios en Ñuñoa y Puente Alto, se encontraron prendas de ropa que fueron identificadas gracias a las cámaras de seguridad de la Municipalidad de Las Condes.

 

Se les presume autores

La jueza del Cuarto Juzgado de Garantía de Santiago, Ximena Rivera, acogió los argumentos de la Fiscalía y desestimó los de la defensa, abogados que señalaron que las heridas recibidas por Álvarez podrían no ser mortales.

Al respecto, la magistrada resaltó que el Ministerio Público presentó el testimonio del médico que atendió a la enfermera, quien declaró que ella debió ser reanimada.

“Él mismo indica que algunas de las puñaladas que tenían pasaron muy cerca del corazón… La oportuna atención que recibió la víctima fue la causa de que no pereciera”, dijo.

Además, los defensores desestimaron que un pantallazo de WhatsApp fuera prueba de que ambos participaran en el intento de asesinato.

Al respecto, Rivera señaló que la conversación que sostenían Henríquez y Hanson “permiten presumir fundadamente que ambos imputados han participado en el delito como autores”.

Por ello, determinó dejarlos a ambos en prisión preventiva al considerarlos un peligro para la sociedad, por la frialdad que se tuvo para planificar el delito, lo que denota un desprecio por la vida.

Junto con ello, Ximena Rivera determinó que ambos acusados tengan medidas de seguridad por la connotación del caso. Además, solicitó que Patricia Henríquez se realice exámenes físicos y mentales, para corroborar problemas de salud y supuestas agresiones alegadas por ella.

El plazo de investigación, en tanto, se fijó en 90 días.