Miércoles 5 de Octubre de  2022
BUSCARÁ QUE LAS DECISIONES SEAN CONSENSUADAS Y NO IMPUESTAS

¿Qué pasará con tramo Ruta 5 en El Olivar? Esta es la definición del MOP

Eso sí, el seremi de Obras Públicas, Javier Sandoval, afirmó que esta tendrá la participación de más actores que la que se rompió en 2018. De esta manera, pretende incluir no solo a las personas descendientes de los pueblos ancestrales, sino también a los seremis y municipio

Créditos: Lautaro Carmona
Por
Escrito en REGIÓN el

Un nuevo intento de poner en valor el sitio El Olivar se encuentran trabajando diversos actores de la región de Coquimbo, por lo que se retomará en el corto plazo la mesa técnico política.

Cabe recordar que en julio del 2015 y mientras Sacyr realizaba las primeras remociones de tierra para iniciar con la construcción de la doble vía entre La Serena y Vallenar, descubrió una serie de osamentas de data prehispánica. Lo que en un inicio podría pasar hasta como un hecho anecdótico, con el transcurrir de los días se reveló como el hallazgo de uno de los sitios arqueológicos no solo más importantes de Chile, sino que de toda Latinoamérica.

De esto, han pasado más de siete años. Tiempo en el que se terminó de erigir la carretera, aunque el tramo que pasa por el sitio quedó pendiente.

En este sentido, a pocos meses de finalizar el gobierno del presidente Sebastián Piñera, el entonces seremi de Obras Públicas de la Región de Coquimbo, Pedro Rojas, afirmó que estaban trabajando en los términos de referencia y en los actos administrativos correspondientes para tener las bases listas y poder licitar la etapa restante a través de la Dirección General de Concesiones.

Todavía más, hasta detalló cómo iba a ser la doble vía en la etapa faltante. “Puedo decir que uno de los lados será el mismo trazado que ya existe y será desarrollado a través de geobloques. Lo que se pretende es no realizar más excavaciones. Estos funcionan como un terraplén, no como un viaducto, que son los que necesitan más excavaciones”, señaló el secretario regional ministerial.

Sin embargo, terminó ese mandato y el proceso nunca se concretó. Indecisión respecto a cómo continuar con la ruta sin dañar los restos y sobre todo, mala comunicación con los descendientes de las culturas Molle, Ánima y Diaguita, fueron algunas de las causas de esta situación.

Escenario que el gobierno del presidente Gabriel Boric quiere evitar y es así como su actual seremi de Obras Públicas, Javier Sandoval, busca que antes que se materialice la obra física, que se retomen diferentes instancias de participación con actores que vayan desde los pueblos originarios, pasando por los seremis de Las Culturas, Las Artes y el Patrimonio, y de Desarrollo Social, hasta la Municipalidad de La Serena. “Desde que asumí en la secretaría regional ministerial, he priorizado reunirme con las distintas comunidades, sobre todo diaguitas, contarles acerca de lo que se está haciendo y especialmente escuchar sus preguntas”, complementó.

En esta línea, la autoridad recordó el rompimiento de la mesa técnico-política que trataba esta temática en 2018. Por eso, manifestó su intención de recuperarla, pero de manera ampliada.

“Quiero retomarla con nuevos actores, debido a que hay otras comunidades que han salido, que actualmente están tramitando su personalidad jurídica y por ello, la idea es integrar todas estas visiones para llegar a una solución consensuada. Que es lo más importante”, dijo el seremi. 

De esta forma, sostuvo que una de las conclusiones más relevantes que ha sacado hasta el momento, es que los descendientes no están de acuerdo con todo lo que se les ha dicho desde el ejecutivo, por cuanto anteriormente se tomaron decisiones sin consultarles. “Sienten que se les pasó por encima, al haber planificado que pase una carretera por allí o que habiendo encontrado más osamentas, no se les haya consultado inmediatamente qué hacer con ellas”, agregó Sandoval.

Ante esto, aseguró que desde el gobierno quieren darle una nueva perspectiva a la discusión. Es así como el secretario regional ministerial aseveró que en las primeras conversaciones ya se les planteó el retorno de las osamentas hasta el mismo sitio y también la necesidad de que se desarrolle una consulta entre los pueblos indígenas involucrados.

Por último, el seremi afirmó que su convicción es ir avanzando en darle respuesta a la necesidad vial que tiene La Serena y Coquimbo, pero sin descuidar lo que piensan las comunidades. “La idea es ir avanzando en dar solución a la necesidad de la conurbación, porque sabemos que hay una congestión tremenda, pero también hay que escuchar las demandas de las comunidades. Allí creemos que se puede encontrar una solución que satisfaga a todos”, dijo.