Problemas que te ahorrarás con un seguro de auto

Un seguro de auto es como un amigo que te ayuda a salir de estos problemas que pueden presentarte cuando eres propietario de un vehículo.
lunes 03 de junio de 2024

¿Estás pensando en contratar un seguro de auto? Buena idea. No solo es una precaución inteligente, sino una forma de evitar una serie de problemas que pueden convertirse en verdaderos dolores de cabeza. 

6 problemas que resuelve un seguro automotriz

Desde accidentes hasta robos, aprende por qué es esencial contar con esta cobertura y cómo puede brindarte tranquilidad en la carretera:

1. Gastos elevados por reparaciones

Reparar un solo rayón en la puerta de tu vehículo puede significar un alto costo para tu billetera. Ahora, imagínate lo que puede representar un choque con múltiples vehículos dañados. 

Sin duda, un grave problema financiero del que tu seguro automotriz te puede resolver con solo hacer una llamada y activar la cobertura. Además, las mejores protecciones ofrecen entre sus asistencias reparación de raspones de pintura, piquetes y trizaduras de parabrisas. 

No gastarás más dinero en estos arreglos

2. Problemas de movilidad cuando no tienes auto

Si chocas tu auto o sufre una falla mecánica, este va al taller y pasa desde días hasta semanas en proceso de reparación. Si no tienes otro vehículo, debes empezar a “sufrir” en el transporte público y rogarás todas las noches que los mecánicos terminen rápido su trabajo.

Algo que no sucede cuando tienes un seguro automotriz, porque la mayoría de protecciones te proporcionan un vehículo de reemplazo cuando el tuyo está en el taller.     

3. Quedar varado en carretera 

Pocas cosas peores que ver cómo se detiene el vehículo mientras conduces y luego no vuelve a encender. Peor si estás en medio de la nada y ya es tarde de la noche. Pero, este es otro de los problemas que te evitas al tener un seguro de auto, porque algunos ofrecen la asistencia de reparaciones en sitio. 

Entonces, si te ves en esta penosa situación, solo tienes que tomar el teléfono y llamar a tu aseguradora. Antes de lo que piensas llegará el mecánico que intentará arreglar el daño en sitio. Si no logra hacerlo, la compañía enviará la grúa para llevar tu vehículo a un taller autorizado.    

4. Imposibilidad de mover tu vehículo 

Hay situaciones en las que necesitas mover tu auto y no puedes por condiciones de salud, fatiga o porque te pasaste de tragos en la fiesta. No te preocupes. El chofer de reemplazo es otra de las asistencias de tu seguro vehicular. Tú solo tienes que informarle a la aseguradora cuándo y dónde lo necesitas, para que llegue puntualmente a prestarte el servicio.

Es más, los mejores seguros para auto incluyen chofer de reemplazo cuando necesitas llevar tu vehículo a la revisión técnica y no tienes dinero. El conductor profesional llegará a tu casa u oficina a la hora que le digas, recogerá el auto y hará todos los trámites. 

5. Incertidumbre en situaciones legales

Si tienes un accidente de tránsito con lesionados y daños materiales mayores, puede haber procesos legales de por medio. Y la verdad, es que no tener la asesoría legal pertinente en esta situación es muy preocupante. 

Por fortuna, tu seguro de auto puede poner a tu disposición un abogado experto en el tema, sin que te cueste un solo peso.

6. Pérdidas financieras por robo o daños graves 

Esta protección es el objetivo principal de un seguro automotriz. 

La idea es evitarte todos los dolores de cabeza relacionados con las pérdidas financieras que trae un accidente grave, el robo del auto o de alguna de sus partes.

Contrata tu seguro de auto y conduce sin problemas

Un seguro automotriz te saca de problemas cuando más lo necesitas. O sea, es como una especie de buen amigo que te evita pérdidas financieras en caso de robo o daño grave de tu vehículo, y que además hace presencia cuando estás en situaciones complicadas. 

Anímate a contratarlo. No te arrepentirás.